sábado, 15 mayo 2021 04:53

Cataluña reanuda la vacunación a policías y guardias civiles tras la orden del TSJC

La Conselleria de Salud de la Generalitat ha reanudado este lunes la vacunación de Covid-19 con dosis de Moderna a los agentes de la Guardia Urbana y la Policía Nacional en un complejo de la Zona Franca de Barcelona, tras la orden del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC).

Según han explicado fuentes de Jupol, este lunes por la mañana los agentes se dividen en dos grupos para iniciar la vacunación: el primer grupo empieza a las 9 horas y el segundo a las 11 horas.

El TSJC dio un plazo máximo de 10 días al Govern de la Generalitat –que expira el día 6 de mayo– para reanudar la vacunación contra el Covid-19 a policías y guardias civiles y alcanzar “la misma proporción” de agentes vacunados que en el cuerpo de Mossos d’Esquadra –un 80%–.

El portavoz de Jupol, Pablo Pérez, en unas declaraciones a los medios ha agradecido al TSJC que haya tenido en cuenta las denuncias de los sindicatos de policía Jupol y Jucil para empezar con la vacunación, y ha expresado: “Es una lástima que tengamos que acudir a instancias judiciales para que seamos vacunados, que no se nos haya tenido en cuenta como al resto de agentes de Cataluña.

“Esperamos que esto no siga sucediendo: el abandono que estamos sufriendo en Cataluña por parte del Govern de la Generalitat. Esperamos que esto no sea sólo un dulce para que nos callemos, que no tengamos que recurrir por segunda vez a vía judicial para recibir la segunda dosis de esta vacunación”, ha añadido.

Por su parte, la secretaria regional de Jucil, Milagros Cívico, ha declarado que están en desacuerdo con las palabras de “algunos políticos de la Generalitat” respecto a la vacunación de los agentes de la Policía Nacional y la Guardia Civil.

Ha sentenciado: “Nosotros no estamos aquí para paralizar la vacunación de nadie. Gracias a la demanda hoy estamos aquí, hoy se empiezan las vacunaciones y hoy se hace justicia. Esperamos que cuando acabe esta semana estemos vacunados un 80%, igual que los Mossos d’Esquadra”.

VACUNA MODERNA

La vacuna de Moderna requiere de dos dosis para generar inmunidad frente al virus con un intervalo mínimo de 28 días entre inyecciones y, en Cataluña, se ha administrado desde los hospitales por sus particularidades de conservación a profesionales sanitarios y pacientes con enfermedades crónicas, entre otros enfermos con complejidad.

En Cataluña se empezó a vacunar con AstraZeneca a los colectivos esenciales –entre los que se incluyen los policías– dada la limitación de vacunar a mayores de 55 años que había en España pero se frenó tras la suspensión cautelar de dicha vacuna y, cuando se retomó, pasó a ser a mayores de 60 años; por eso se dejó de inocular a esenciales en detrimento de la población general más vulnerable acorde a un criterio de edad, según explicó la Generalitat.