martes, 22 junio 2021 12:02

La Ejecutiva de Podemos se reunirá este viernes para plantear cómo se desarrollará Vistalegre IV

La Ejecutiva de Podemos se reunirá este viernes para comenzar a plantear cómo se desarrollará la nueva Asamblea Ciudadana que elija al nuevo secretario general de Podemos, una vez que el hasta ahora actual líder Pablo Iglesias ha dejado sus cargos políticos.

Fuentes de la formación morada han explicado que la cita tendrá lugar una vez que este mismo jueves el Consejo Ciudadano Estatal haya acordado mandatar al Consejo de Coordinación (órgano ejecuto que integran una veintena de dirigentes) a que arranquen los trabajos de cara a convocar el Vistalegre IV, nombre como se conocen coloquialmente a las asambleas.

El consenso mayoritario en Podemos es que esta cita con la militancia pueda llevarse a cabo lo antes posible para evitar una situación de interinidad, aprovechar el clima interno cohesionado en la formación y hacer un proceso tranquilo para acometer el nuevo liderazgo.

De momento ya está confirmado que la ministra de Derechos Sociales, Ione Belarra, presentará su candidatura a dirigir de Podemos, sin que hasta la fecha ningún otro dirigente se haya pronunciado al respecto.

Hasta su celebración, será la Ejecutiva la que pilotará el rumbo de la formación de forma transitoria, como ha validado el Consejo Ciudadano Estatal. Dentro de este núcleo duro de dirección están, aparte de Belarra, la ministra Irene Montero, el secretario de Organización Alberto Rodríguez, el portavoz parlamentario Pablo Echenique, los coportavoces estatales Isa Serra y Rafa Mayoral, los secretarios de Estado Nacho Álvarez o Noelia Vera y la diputada Sofía Castañón, entre otros.

MODELO DE BICEFALIA Y UNA CANDIDATA AFÍN A IGLESIAS

Lo que se confirma es que la formación morada apuesta por un sistema de bicefalia, dado que el liderazgo de Unidas Podemos dentro del gobierno lo ostenta la vicepresidenta tercera, Yolanda Díaz.

A su vez, el paso de Belarra supone también seguir una de las líneas marcadas por Iglesias de abrir el partido a nuevos liderazgos y su figura es bien recibida en las esferas de Podemos.

La ministra de Derechos Sociales es afín al secretario general saliente, supone una opción continuista con la línea política llevada hasta el momento, conoce al detalle una organización en la que ha tenido un papel destacado en todos los ámbitos (orgánico, parlamentario y ahora en el Ejecutivo) y también tiene gran afinidad con otras dirigentes destacadas: Irene Montero y Yolanda Díaz.

Además, fue precisamente Belarra quien reemplazó a Iglesias al frente del Ministerio cuando decidió dejar el Ejecutivo para abanderar la lista de Unidas Podemos en la Comunidad de Madrid.

La ministra de Trabajo, especificaron, no puede ser elegida como líder de la formación morada al no ser afiliada del partido (solo milita en el PCE). Los estatutos del partido establecen que para optar a la Secretaría General de Podemos se requiere, como mínimo, una militancia de seis meses.