jueves, 24 junio 2021 15:22

Urkullu renuncia a la vía del recurso al Tribunal Supremo: “No quiero judicializar este proceso”

El Lehendakari, Iñigo Urkullu, renuncia a la vía del recurso al Tribunal Supremo para que valide las restricciones que quería mantener en Euskadi tras decaer este próximo domingo el estado de alarma, después de que las haya rechazado el TSJPV. “No quiero judicializar este proceso, quiero ofrecer garantías a la sociedad vasca”, ha añadido tajante.

Urkullu ha realizado estas afirmaciones en una comparecencia pública celebrada en Vitoria para dar a conocer las medidas que se entrarán en vigor en la Comunidad Autónoma Vasca a partir del próximo 9 de mayo, tras el fin del estado de alarma, y después de que el TSJPV haya rechazado que se puedan aplicar restricciones como el toque de queda nocturno, los confinamientos perimetrales autonómico o municipales, y el límite generalizado de agrupaciones de cuatro personas.

A preguntas de los periodistas, el Lehendakari ha mostrado su decisión de renunciar a la vía del recurso en casación al Tribunal Supremo, pero no ha descartado poder aplicarlas en Euskadi más adelante, en caso de que el TS llegue a validar algunas de estas restricciones en respuesta a impugnaciones de otras comunidades autónomas.

“Pero yo creo que el ejercicio responsable ante el decaimiento del estado de alarma a las 00.00 horas de pasado mañana es ofrecer, en la medida de lo posible, certidumbres a la sociedad y no dejarla en un limbo de una hipótesis de qué pasaría”, ha apuntado.

Tras señalar que el propio Supremo ha cuestionado esta vía, aprobada por decreto Ley del Gobierno del Estado, ha recordado que transcurrirían días hasta que este resolviera y su decisión no tendría por qué ser favorable a las restricciones decididas por las autonomías. En esta línea, ha manifestado que no quiere “judicializar este proceso”, sino “ofrecer garantías a la sociedad vasca”.

DESCONCIERTO GENERALIZADO

También ha destacado “el desconcierto generalizado” que ha causado en las comunidades autónomas que se ponga fin este próximo domingo al estado de alarma, aunque ha rechazado criticar al presidente, Pedro Sánchez, por no haber accedido a mantenerlo.

Tras asegurar que se “enorgullece” de haber pedido la prórroga del estado de alarma, incluso por escrito a Sánchez, ha subrayado que el propio PSE-EE estaba de acuerdo con que este se mantuviera. Pese a que su líder, Idoia Mendia, planteó que se pidiera exclusivamente para Euskadi, Urkullu ha considerado que estaban de acuerdo en “lo sustancial”, es decir, en que esta medida debía prolongarse en el tiempo.

Para el presidente del Gobierno Vasco, “no hay más que ver lo que está sucediendo con las medidas que otras comunidades autónomas están planteando a sus Tribunales Superiores de Justicia correspondientes, y las decisiones y las resoluciones que estos están adoptando ante medidas más o menos similares, con criterios absolutamente dispares, para observar el desconcierto” que se está generando. También ha aludido a los diferentes horarios que están estableciendo las diferentes autonomías para los toques de queda.