martes, 22 junio 2021 04:42

El Gobierno enviará un avión a Nepal para repatriar a los españoles atrapados

La ministra de Asuntos Exteriores, UE y Cooperación, Arancha González Laya, ha anunciado que el Gobierno enviará un avión el miércoles a Nepal para repatriar a los españoles que han quedado atrapados por la suspensión de vuelos y de paso hacer llegar a las autoridades ayuda sanitaria con la que hacer frente a la pandemia.

El avión, ha indicado la ministra repatriará “a todos los alpinistas y cooperantes” que se encuentran atrapados en el país, precisando que durante el fin de semana ha mantenido contactos con ellos para trasladarles los esfuerzos que se estaban realizando para su retorno.

Exteriores informó la semana pasada de había 47 españoles, en su mayoría en Katmandú, que habían expresado su deseo abandonar Nepal. Entre ellos, dijeron fuentes diplomáticas, hay turistas así como un grupo de expedición –del que forman parte los montañeros Juanito Oiarzábal y Sebastián Álvaro–.

Además, precisaron que cuatro de ellos estaban con COVID-19 aislados en la habitación del hotel, mientras que otro ciudadano estaba ingresado en un hospital por otros motivos. Por el momento no está claro si estas cinco personas figurarán entre los repatriados.

Por otra parte, González Laya ha precisado que el Gobierno va a aprovechar para hacer llegar en ese mismo avión “un cargamento de suministros médicos, respiradores, equipamiento médico y sanitario” con el que las autoridades nepalíes, “acuciadas por una nueva ola causada por la variante india”, puedan atender a sus ciudadanos.

El Gobierno de Nepal anunció el 3 de mayo la suspensión de todos los vuelos, tanto nacionales como internacionales, hasta el 14 de mayo, si bien la medida entró en vigor en el caso de los viajes al extranjero desde el día 6. Posteriormente, procedió a prorrogarla hasta el 31 de mayo.

El país asiático registró su cifra récord de contagios en un solo día desde el inicio de la pandemia a mediados de mayo, con más de 9.000 casos confirmados, y aunque han remitido un poco, los datos siguen siendo elevados. Como ya ocurriera con India, está empezando a haber problemas con el suministro de oxígeno para tratar a los pacientes con COVID-19.