miércoles, 28 julio 2021 18:45

Zaragoza rinde homenaje a Publio Cordón en el Día Nacional de las Víctimas del Terrorismo

El Ayuntamiento de Zaragoza ha rendido homenaje al empresario Publio Cordón este domingo, 27 de junio, en el Día Nacional de las Víctimas del Terrorismo, coincidiendo también con la fecha en la que el fundador del Grupo Hospitalario Quirón fue secuestro a manos de la banda terrorista GRAPO, en 1995.

El acto se ha celebrado en los jardines situados en la confluencia de las calles Fanlo y Gascón de Bearne, en el comienzo del andador que lleva su nombre, y en cuyos alrededores fue raptado. Allí ha sido colocada una placa conmemorativa.

Han asistido el alcalde de Zaragoza, Jorge Azcón; la vicealcaldesa, Sara Fernández, la concejala delegada para las Víctimas del Terrorismo del Ayuntamiento de Zaragoza, Patricia Cavero, la presidenta de AVT-Aragón, Lucía Ruiz, y familiares de homenajeado, entre otros.

Al inicio del acto, la concejala delegada para las Víctimas del Terrorismo del Ayuntamiento de Zaragoza, Patricia Cavero, ha recordado que el 27 de junio se celebra el Día Nacional de las Víctimas del Terrorismo, porque hace ahora 61 años, falleció la que se considera la primera víctima del terrorismo en España, una niña de 22 meses que se calcinó en un coche como consecuencia de un artefacto explosivo que el Directorio Revolucionario Ibérico de Liberación (DRIL) colocó en la estación de autobuses de San Sebastián.

Desde entonces, ha declarado Cavero, “los españoles hemos tenido que soportar demasiado dolor y muchas muertes” a manos de los grupos terroristas. Por ello, “nuestro deber es honrar a esas víctimas y recordar a los violentos y criminales que nunca podrán vencernos; que quienes defendemos la libertad, la paz, la democracia y los derechos humanos somos muchos más”, ha apostillado la concejala.

Cavero ha subrayado el compromiso del actual equipo de Gobierno municipal con todos los ciudadanos que fueron asesinados por miembros de bandas terroristas y sus familias, “dándoles el reconocimiento y el espacio en el debate público que se merecen y colocando estas placas”, ha considerado, al tiempo que ha sentenciado que Zaragoza nunca olvidará” a estas víctimas.

SECUESTRO DE PUBLIO CORDÓN

Un comando de los Grupos de Resistencia Antifascista Primero de Octubre (GRAPO) capturó al empresario del sector sanitario privado cuando salía de su domicilio en Zaragoza el 27 de junio de 1995. Publio Cordón fue introducido en un vehículo y trasladado a un apartamento en la comuna de Bron, en la ciudad francesa de Lyon.

En el piso, ubicado en el número 5 de la Rue de la Batterie, el directivo fue encerrado en un armario empotrado de 1,71 metros de largo por 1,21 metros de ancho, previamente acondicionado para ello. Los terroristas consiguieron de la familia Cordón Muro el pago en París de un rescate, en agosto de 1995, pero los terroristas mintieron con el paradero del empresario, del que aseguraron en dos ocasiones que sería liberado y más tarde que había sido puesto en libertad.

Sin embargo, años más tarde, un miembro del grupo terrorista confesó que Cordón había muerto cuando intentaba huir y había sido enterrado en una zona cercana al monte Ventoux. Las inspecciones realizadas por la Policía francesa y la Guardia Civil en la zona donde supuestamente fue enterrado el cuerpo de Cordón, no dieron resultado por lo que todavía, hasta el día de hoy, los restos del empresario siguen en paradero desconocido.

HOMENAJE DE SU HIJA

La hija mayor del homenajeado, Carmen Cordón ha recordado los orígenes humildes de su padre, nacido en 1937 y afincado en Zaragoza, quien “con mucho esfuerzo, sacrificio y trabajo” llegó a desarrollar una importante carrera profesional. “Solo fracasa el que se rinde, era el lema de mi padre”, ha subrayado.

“Somos un país de poca memoria y de sensibilidad anestesiada. Si mi padre hoy levantara la cabeza habría visto homenajes a terroristas, que a su salida de prisión, son recibidos como héroes en sus municipios; habría leído como se blanquean sus fechorías y habría sido testigo de como hoy los asesinos llegan a ocupar cargos públicos”, ha criticado, al tiempo que ha añadido que “incluso en Zaragoza, el exalcalde, Pedro Santisteve, apoyo jornadas de publicidad a esos asesinos”.

Asimismo, ha destacado en su intervención que esta conmemoración es un acto de “justicia, que nos devuelve la dignidad” y “hace que recuperemos algo de esperanza en la fe del sistema por el que tanto hemos sacrificado” porque “las víctimas del terrorismo estamos en estos momentos más debilitadas que nunca y este acto es más necesario que nunca”.

No obstante, ha matizado que a pesar de todo el dolor sufrido, siguen creyendo en “la defensa de la democracia y del estado de derecho”.

“DEL LADO DE LAS VÍCTIMAS”

En su discurso, el alcalde de Zaragoza, Jorge Azcón, ha prometido que, mientras ostente su actual cargo, el Ayuntamiento “estará del lado de las víctimas” y los homenajeará con este tipo de actos, que inició el Consistorio hace un año.

“Es fundamental que los demócratas mantengamos viva la memoria de las víctimas del terrorismo. Honrar su memoria significa rechazar el crimen y el terror; es defender los derechos humanos, la convivencia y la paz. Se lo debemos en un homenaje constante”, ha manifestado Azcón.

“La verdad, la memoria, la dignidad de las víctimas son más necesarias que nunca, y por supuesto la justicia”, ha apostillado el alcalde, al tiempo que ha pedido a todas las autoridades competentes que continúen haciendo los “esfuerzos necesarios” para encontrar los restos de Publio Cordón.

A su juicio, la sociedad “tiene una deuda moral con quienes perdieron su vida a manos del terrorismo” por eso “es imprescindible” un relato “basado en la verdad”, que neutralice el discurso “manipulado” de quienes “intentan blanquear a los terroristas e intentan “justificar” su actividad criminal.

DÍA NACIONAL DE LAS VÍCTIMAS

La presidenta de AVT-Aragón, Lucía Ruiz, ha comentado que la Asociación de Víctimas del Terrorismo, a pesar de ser su Día Nacional, no estará este domingo en el Congreso de los Diputados y estarán “fuera” leyendo un manifiesto, haciendo su propio homenaje, porque “no se puede defender el derecho a la verdad de las víctimas y blanquear a los que no son otra cosa que los herederos del brazo institucional de ETA”.

“No se puede proclamar el derecho a su memoria y mostrar solidaridad con los terroristas o, aún peor, considerarlos luchadores por la libertad o presos políticos”, ha concluido.