martes, 3 agosto 2021 10:37

Ciudadanos expulsará a sus dos concejales que han apoyado la investidura de Cuenca (PSOE)

La dirección nacional de Ciudadanos ha anunciado que va a expulsar del partido a los concejales del Ayuntamiento de Granada Luis Salvador y José Antonio Huertas por haber votado este miércoles a favor de la investidura del socialista Francisco Cuenca como alcalde de la ciudad, desacatando las directrices del partido.

“Desde la dirección de Cs desautorizamos el voto de los ediles que han desobedecido, apoyando al candidato del PSOE, e iniciamos ya trámites para su expulsión”, ha dicho, a través de su cuenta de Twitter, la secretaria general de la formación naranja, Marina Bravo.

Salvador fue el regidor de Granada durante los dos últimos años en un Ejecutivo de coalición con el PP, pero los siete concejales de este partido y dos de los ediles de Cs –Manuel Olivares y Lucía Garrido– abandonaron el equipo de gobierno local a principios de junio después de que los ‘populares’ reclamaran la Alcaldía en virtud de un pacto para turnarse con Cs, algo que la formación naranja siempre ha negado.

Ante la imposibilidad de seguir gobernando con el apoyo de un único edil, Salvador renunció a la Alcaldía la semana pasada. Ciudadanos siguió intentando convencer al PP para recomponer el Gobierno de coalición y el pasado lunes le propuso que, en la sesión de investidura, eligieran como regidor a Huertas.

Los ‘populares’ no aceptaron esa fórmula y este miércoles han presentado a su propio candidato a la Alcaldía, Francisco Fuentes, que ha perdido la votación frente a Cuenca, que ha recibido los votos del PSOE –el partido más votado en las elecciones municipales de 2019–, de Unidas Podemos y de Salvador y Huertas.

EL RESULTADO DE “CHAPUZAS HERVÍAS”

La Ejecutiva de Ciudadanos quería evitar que el candidato socialista, investigado por un delito de prevaricación por un asunto relacionado con su etapa como delegado de la Junta de Andalucía en Granada, se convirtiera en alcalde. Para Bravo, este es “el resultado de ‘Chapuzas Hervías'” en Granada: “un alcalde socialista imputado por prevaricación y un buen gobierno perdido”.

De esta manera, ha apuntado al exsenador y exsecretario de Organización de Cs Fran Hervías, que ahora trabaja para el PP, como responsable de lo que ha ocurrido en el Ayuntamiento de la ciudad andaluza. Lo mismo que hizo este martes el vicesecretario general de Cs y portavoz adjunto en el Congreso, Edmundo Bal, al insistir al PP en que aún estaban a tiempo de salvar el acuerdo de gobierno e instarlo a “apartarse de las ‘Chapuzas Hervías'”.

Hervías, por su parte, ha respondido a estas acusaciones de su antiguo partido. “¿Ahora a quién culparán? Seamos serios… Crear un enemigo externo para tapar la incompetencia, la falta de autoridad y sus errores está muy visto. Menos soberbia y más humildad. Algunos seguimos trabajando para sumar, unir y ganar a (Pedro) Sánchez en las urnas”, ha escrito en Twitter.

Cs CULPA AL PP POR SU “IRRESPONSABILIDAD” Y “CERRAZÓN”

A través de un comunicado, la dirección de Ciudadanos encabezada por Inés Arrimadas ha lamentado la investidura del imputado Cuenca, “una pésima noticia para el interés general de los granadinos”, que además “pierden un gobierno de Cs en coalición con el PP que ha funcionado bien y había logrado devolver a Granada la estabilidad”.

Culpa a los ‘populares’ de que el socialista haya asumido la Alcaldía de Granada, por su “decisión unilateral” de romper la coalición “atendiendo únicamente a rencillas e intereses personales de terceros, especialmente del dirigente del PP Fran Hervías”, y por su “irresponsabilidad” y su “cerrazón”. Asimismo, arremete contra Salvador y Huertas por haber “facilitado la chapuza urdida en el PP”.

“Los granadinos no merecen que ni las malas prácticas, ni las vendettas personales ni las rencillas partidistas estén por encima de su interés general”, concluye la formación naranja en su comunicado.