martes, 28 septiembre 2021 03:15

Ayuso acude con «pocas perspectivas» a una Conferencia pensada para que Sánchez hable

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ha llegado a la XXIV Conferencia de Presidentes con «pocas perspectivas positivas» porque cree que la reunión está pensada para que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, hable y «todo el mundo le aplauda».

A su llegada a la cita, que se celebra este viernes en Salamanca, la dirigente madrileña ha indicado que espera «realmente poco» de la Conferencia, viendo como fue la del año pasado y que «las cosas nunca cambian», pero ha incidido en que cree que es «interesante e importante» acudir por «lealtad institucional».

«Creo que hay que buscar la manera entre todos, negociando, conseguir beneficios para los ciudadanos y buscar puntos de encuentro pero es verdad que partimos de un mal precedente porque conferencia a conferencia ni tenemos ordenes del día ni nos escuchan normalmente. Vamos por lo menos a estar con otros compañeros, con presidentes autonómicos, y trabajar juntos», ha manifestado en declaraciones al canal ’24 horas’.

En cuanto a la ausencia de Cataluña en la cita, Ayuso ha indicado que en el caso de los nacionalistas es «una tónica habitual» aunque puede entender ausencias al ser una reunión «donde se sabe que los intereses que uno quiere nunca son escuchados».

En este sentido, ha criticado que en las 17 conferencias nunca ha habido un orden del día, nunca han encontrado «un punto de nada», ni nunca les escuchan. Así, ha censurado que en «cinco minutos» se atiendan los intereses de una comunidad como Madrid que aporta el 20% del PIB, con siete millones de personas.

«Está esto pensando para que el presidente hable, para que todo el mundo le aplauda y poco más pero hay que intentar buscar puntos de acuerdo», ha declarado. Al tiempo, ha reiterado que si la próxima conferencia no se convoca de acuerdo al reglamento no acudirá porque hace falta «hacer las cosas con orden».

Además, ha criticado que haya un trato «preferente» con las comunidades «desleales con España» mientras que, a su parecer, las que aportan y las que siempre están ahí nunca son escuchadas y siempre pierden «mucho más dinero».