viernes, 22 octubre 2021 21:36

El PSOE denuncia la «improvisación permanente» de Andalucía con el pasaporte Covid

El diputado socialista por Huelva, Mario Jiménez, ha recriminado al Gobierno de Moreno Bonilla su «improvisación permanente, falta de coherencia y de seriedad» tras rectificar su posición, «cuando no han pasado ni 24 horas desde que el comité de expertos determinara la necesidad de utilizar el pasaporte o prueba covid para acceder al interior de los locales de ocio».

«A este Gobierno le falta una vez más rigor, seriedad, seguridad y consistencia», ha aseverado Jiménez, quien ha lamentado que a la Junta le ocurren estas cosas «porque dependen de unos negacionistas y radicales como Vox», según ha informado este partido por medio de una nota.

El propio Gobierno decidió acometer la medida tras la aprobación del comité de expertos, ha relatado Jiménez, pero «solo ha tenido que mediar la intervención de la ultraderecha y su amenaza a Moreno Bonilla, para que como siempre Moreno Bonilla se haya acobardado y haya decidido rectificar, demostrando que en Andalucía los negacionistas de Vox son los que imponen su doctrina y su pensamiento en algo tan delicado como el combate contra el coronavirus y la capacidad de nuestra economía de compatibilizar su actividad con la preservación de la salud de los andaluces y andaluzas».

Mario Jiménez ha trasladado la sorpresa del Grupo Parlamentario Socialista «ante una situación que demuestra una improvisación permanente», sobre todo teniendo en cuenta que «no se pueden someter las decisiones de carácter sanitario y de recuperación económica al capricho de un partido político inconsistente y radical».

Es por ello que ha instado al Gobierno andaluz a «acometer las medidas que sean necesarias, y si el comité de expertos lo ha determinado es una referencia a tener en cuenta».

«Este Gobierno da vergüenza ajena cuando no es capaz de mantener una posición coherente consigo mismo ni siquiera 24 horas», ha criticado.

El dirigente socialista ha lamentado «la actuación errática del Gobierno de la Junta que está perjudicando gravemente tanto la salud de los andaluces y las andaluzas como la actividad económica, en una época tan importante para nuestra comunidad como el verano».

«Se está generando inseguridad jurídica, inseguridad en los procedimientos, y no se está atendiendo a la situación complicada de nuestra comunidad con la seriedad y el rigor que merece», ha apostillado.

LA VACUNACIÓN, UN ÉXITO DE ESPAÑA

Respecto al número de vacunas que recibe Andalucía, el PSOE andaluz ha reclamado a Bendodo que «abandone la actitud cínica y ruín» con este tema, «cuando sabe perfectamente que están llegando las que pactaron las comunidades autónomas con el Gobierno de España. Se produjo un adelanto en el mes de junio y estaba pactado el número que está llegando en julio, agosto y que llegará en septiembre».

Jiménez ha recordado a Bendodo que «no es de buen español no reconocer el esfuerzo que está haciendo nuestro país en la vacunación, que lo sitúa como el primer país entre los grandes del mundo en número de vacunas puestas con pauta completa», por lo que ha apremiado a que «deberíamos todos alegrarnos, reconocer el esfuerzo de la sanidad pública española, aunar nuestras energías -Gobierno y comunidades autónomas- y hacer una lectura positiva en la respuesta de España al reto de la crisis del coronavirus, desde el punto de vista sanitario y de la vacunación, que nos sitúa entre los primeros países del mundo, algo que debería hacernos sentir muy orgullosos a todos los españoles y a los andaluces».

El parlamentario socialista ha reclamado a Bendodo «que abandone el ridículo, el cinismo y la hipocresía, por intentar forzar un titular que no conduce a nada», cuando sería «mucho más edificante para los andaluces y andaluzas escuchar al portavoz de su Gobierno reconocer ese esfuerzo, sentirse partícipe de ese éxito de vacunación en España y abandonar de una vez las posiciones que no conducen a nada».

Ha reivindicado «sentido común, altura de miras y sentido de Estado a la política en Andalucía que, en esa dirección, deja mucho que desear lo que están haciendo Bendodo y Moreno Bonilla».