domingo, 19 septiembre 2021 06:49

Echenique critica que la propuesta del PP sobre el CGPJ es una excusa para seguir con el bloqueo

El portavoz de Unidas Podemos en el Congreso, Pablo Echenique, ha respaldado la negativa del ministro de Presidencia, Félix Bolaños, a la propuesta del PP orientada a reformar la ley para que una parte de los vocales del Consejo General del Poder judicial (CGPJ) sean elegidas por los propios jueces, al entender que es una excusa de esta formación para continuar con el «bloqueo» que mantiene sobre la renovación del órgano judicial.

Precisamente este rechazo de Bolaños ha suscitado que los populares hayan reclamado este jueves el cese del ministro, al entender que su planteamiento es un «ataque a la democracia».

En rueda de prensa en el Congreso, Echenique ha subrayado que existen en Europa órganos del Poder Judicial que incluso están «participados» por el poder político y que la Constitución española es muy clara al respecto, al definir que la Justicia «emana del pueblo».

EL ÚNICO PODER QUE NO EMANA DE LAS URNAS ES EL REY

Por tanto, el portavoz de la formación morada ha destacado que el ministro ha aludido a un «principio democrático», dado que solo existe un poder del Estado que no emana directamente de las urnas, que es la monarquía.

Además y en el caso del ejecutivo y el judicial, su legitimidad proviene de las cámaras de representación. En consecuencia, Unidas Podemos ha considerado que es «muy sensata» la postura de Bolaños, dado que a nadie le parecía asumible que el próximo Congreso lo eligieran los actuales diputados, al igual que tampoco sería de recibo que el Poder Judicial «autoeligiera a sí mismo».

Bajo el mismo prisma, Echenique ha destacado que el «espíritu de la Constitución» reside en la actual ley, que pauta la renovación mediante las Cortes Generales, y ha detallado que el propio Tribunal Constitucional ya se ha expresado a favor de este criterio.

AL PP LE INTERESA UN CGPJ SIN «LEGITIMIDAD DEMOCRÁTICA»

A su juicio, que el PP plantee ahora «lo contrario» tiene que ver con su «voluntad de bloqueo» del CGPJ, que dura más de 1.000 días, y ha incidido en que los populares gozaron en el pasado de amplia mayoría absoluta para acometer este cambio ahora esgrimido sin «negociar con nadie, pero no lo hicieron».

Finalmente, ha concluido que el principal partido de la oposición no recurre a un argumento judicial en su propuesta sino que, en su opinión, formula una «excusa» bajo la creencia que con un CGPJ «sin legitimidad democrática», les va a ir «mejor» en «sus juicios por corrupción».