sábado, 18 septiembre 2021 04:20

El independentismo se moviliza este sábado por la Diada con la vista puesta en la mesa de diálogo

El independentismo se movilizará este sábado con motivo de la Diada del 11 de Septiembre y lo hará con la vista puesta en la mesa de diálogo entre la Generalitat y el Gobierno prevista para la semana que viene, que genera tensiones y discrepancias entre los partidos y entidades favorables a la independencia de Cataluña.

Después de que el año pasado fuera la Diada más rebajada de los últimos años a causa de las restricciones por la pandemia del coronavirus, en esta ocasión se celebrará ya con más normalidad pero todavía condicionada por las limitaciones de la Covid-19.

El foco estará en la manifestación de Barcelona convocada por la ANC, que este año tiene como lema ‘Lluitem i guanyem la independència’ (‘Luchemos y ganemos la independencia’) y será ahora una marcha al uso a diferencia de los últimos años, más caracterizados por movilizaciones masivas y estáticas que buscaban llenar grandes espacios en los que realizaban algún tipo de ‘performance’.

La manifestación, que se podrá celebrar porque el Govern ha levantado a partir de este viernes las restricciones a la reunión de personas, comenzará en plaza Urquinaona, donde hubo grandes disturbios tras la sentencia del 1-O.

Bajará por la Via Laietana, pasando por delante de la Comisaría de la Policía Nacional, y terminará frente a la Estació de França, donde se celebrará un acto con las intervenciones de los presidente de la ANC, Elisenda Paluzie; de Òmnium, Jordi Cuixart, y de la AMI, Jordi Gaseni.

Está previsto que a la manifestación asistan los principales dirigentes de ERC y Junts, así como el presidente de la Generalitat, Pere Aragonès, la mayoría de consellers del Govern y la presidenta del Parlament, Laura Borràs, mientras que por parte de la CUP estará la presidenta del grupo del Parlament, Dolors Sabater.

La ANC no ha querido fijar una cifra que haga considerar un éxito la movilización y cree que no se puede comparar con manifestaciones de otros años porque todavía se hará en un contexto de pandemia, pero Paluzie explicó el jueves que prevén congregar a un grupo de «seis dígitos» y confió en que sea una de las movilizaciones más grandes en Europa en tiempos de coronavirus.

DIVISIÓN ANTE LA MESA

Para la entidad convocante, esta manifestación busca evidenciar que la independencia se conseguirá luchando desde la movilización de la ciudadanía junto a la acción de las instituciones, y en los últimos días desde el Govern y los partidos independentistas han defendido que debe servir para volver a demostrar la «fortaleza» del movimiento soberanista.

Sin embargo, previsiblemente se visibilizarán las diferencias que hay de cara a la mesa de diálogo, que el independentismo afronta dividido: ERC es el único actor que apuesta claramente por la mesa, Junts la critica constantemente aunque participa en ella, la CUP no cree en la estrategia del diálogo pese a que acordó con los republicanos darle dos años de margen, y la ANC se ha posicionado en contra.

De hecho, el lunes la secretaria general adjunta y portavoz de ERC, Marta Vilalta, ya pidió no utilizar esta manifestación para «atacar y señalar a compañeros de viaje independentista» ni a la estrategia del diálogo, especialmente a una semana de que se reúna la Generalitat y el Gobierno, aún con la incógnita de si asistirá el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez.

PRIMERA DIADA TRAS LOS INDULTOS

Esta Diada será la primera tras los indultos a los presos del 1-O, de manera que será el primer 11 de Septiembre en el que los dirigentes independentistas que fueron encarcelados puedan participar en los actos con total libertad.

De hecho, algunos de ellos protagonizarán actos, como el que organiza Òmnium con Cuixart al frente, junto a «personalidades internacionales reconocidas en todo el mundo por su lucha por los derechos humanos, civiles y políticos», y el que hará ERC con su líder, Oriol Junqueras.

ACTOS TRADICIONALES

Como es habitual, este sábado se celebrarán los actos tradicionales de la Diada, como las ofrendas de instituciones, partidos, entidades y sindicatos al monumento de Rafael Casanova a primera hora de la mañana.

A las 22.00 se hará el acto institucional organizado por la Generalitat y el Parlament ante las cuatro columnas de Puig i Cadafalch en Montjuïc: este año rememorará el discurso que hizo el violonchelista Pau Casals ante la Asamblea General de la ONU hace 50 años y contará con la dirección artística de la actriz y directora Marta Bayarri y la dirección musical de Jofre Bardagí.

Otro de los eventos habituales en las diadas es la manifestación que organiza la Izquierda Independentista, formada por organizaciones como la CUP, Arran y el SEPC, entre otras, y que este año volverá a movilizarse desde la plaza Urquinaona hasta la plaza Comercial bajo el lema ‘La lluita es l’únic camí’ (‘La lucha es el único camino’).

NO INDEPENDENTISTAS

Aparte de los actos independentistas, los partidos contrarios a la independencia también harán algunos actos con motivo de la Diada, que desde hace años critican que se ha convertido en una festividad para los catalanes independentistas y no para el conjunto de la sociedad catalana, según ellos.

El PSC limitará su actividad a los actos institucionales, como la ofrenda al monumento de Rafael Casanova y que encabezarán la ministra Raquel Sánchez, el expresidente José Montilla y el líder del PSC en el Parlament y jefe de la oposición, Salvador Illa; y también lo harán así los comuns, aunque el presidente de Unidas Podemos en el Congreso, Jaume Asens, también participará en el acto de Òmnium.

Tanto Vox, Cs como PP harán actos propios: los de Ignacio Garriga participarán en una jornada de formación de la Fundación Denaes; el partido naranja celebrará el acto ’11S: desmontando el mito nacionalista’ en Barcelona con sus líderes en el Parlament, Carlos Carrizosa, y en el Ayuntamiento de Barcelona, Luz Guilarte, y el historiador Jordi Canal; y el PP leerá un manifiesto en L’Hospitalet de Llobregat (Barcelona).