sábado, 25 septiembre 2021 04:22

Podemos critica a las eléctricas por su «amenaza» de posible cierre de centrales nucleares

Diversos cargos de Podemos han cargado contra el «chantaje» y la «amenaza» que, a su juicio, vierten las empresas eléctricas al aludir a la posibilidad de cierre de centrales nucleares, justo después de que el Gobierno haya aprobado el decreto de medidas para bajar el precio de la luz y que reduce la sobrerretribución que perciben estas compañías.

La propia secretaria general de Podemos, Ione Belarra, ha calificado de «comportamiento antidemocrático inaceptable» esa reacción, cuando hoy mismo el Consejo de Ministros ha aprobado iniciativas que reducen sus «beneficios millonarios».

Así lo ha trasladado en Twitter tras conocer que el Foro de la Industria Nuclear rechaza estas medidas y que su presidente, Ignacio Araluce, ha dicho que puede provocar «un cierre desordenado de la generación nuclear» y «la consiguiente pérdida de puestos de trabajo y tejido industrial».

«INACEPTABLE»

En su comentario en redes, la también ministra de Derechos Sociales ha reivindicado que, por primera vez, «un Gobierno defiende a la gente frente a las eléctricas que se llevan beneficios millonarios con un derecho básico».

«Las eléctricas amenazan con cerrar las centrales nucleares. Es un comportamiento antidemocrático inaceptable que sólo haría sufrir más a la gente», ha espetado.

«CHANTAJE INACEPTABLE»

En términos similares se ha expresado el coportavoz estatal de Podemos, Pablo Fernández, al expresar que «las eléctricas amenazan con cerrar sus centrales nucleares tras el plan del Gobierno para abaratar la luz».

A su juicio, esta postura supone declarar «la guerra al Gobierno y a toda la ciudadanía», lo que constituye «un chantaje inaceptable que no se daría si en España existiese una empresa pública de energía».

«GUERRA Y ATAQUE» CONTRA EL GOBIERNO

Su homóloga en la formación morada, Isa Serra, también ha dicho que «esta guerra que han declarado las eléctricas contra el Gobierno es un ataque al conjunto de la ciudadanía» del país y «un chantaje» que no deben permitir, pues el «interés general y el bien común siempre por encima».

Con más ironía se ha expresado el secretario general del grupo parlamentario de Unidas Podemos, Txema Guijarro, para al decir que «efectivamente la empatía no cotiza en bolsa», aludiendo con ello unas declaraciones recientes de la vicepresidenta de Transición Ecológica, Teresa Ribera, sobre la actitud de las empresas energéticas ante el alza de la luz.

Su compañero de bancada y coordinador autonómico de Podemos en Murcia, Javier Sánchez Serna, se ha preguntado si las empresas están «amenazando» a un «gobierno democrático con seguir alterando y subiendo el precio de la luz.

«Pues hay un artículo de la Constitución, el 128, que a lo mejor les gusta menos. El interés general no admite chantajes», ha enfatizado para hacer referencia a este punto de la Carta Magna, en el que se recoge que «toda la riqueza del país en sus distintas formas y sea cual fuere su titularidad está subordinada al interés general».