jueves, 21 octubre 2021 11:21

Cruz Roja señala que ya no quedan personas acogidas en el Acuartelamiento El Fuerte

Cruz Roja ha señalado este lunes que ya no quedan vecinos que tuvieron que ser evacuados el pasado domingo por la erupción del volcán de La Palma en el Acuartelamiento El Fuerte, en el municipio de Breña Baja, aunque permanece allí un equipo de guardia para atender cualquier solicitud que se pueda producir.

De igual modo, otro equipo de la institución humanitaria se centra en las labores de asistencia en el hotel de Fuencaliente, donde han sido realojadas 160 personas.

Así lo ha señalado el presidente de Cruz Roja Española, Javier Senent, en el transcurso de una reunión mantenida con el presidente de Canarias, Ángel Víctor Torres, para hacer un balance de las actuaciones de la institución humanitaria en el contexto de la emergencia volcánica.

En un comunicado, el Gobierno regional ha explicado que al encuentro asistieron también el presidente de Cruz Roja Española en Canarias, Antonio Rico, y la directora de Desarrollo de Cruz Roja, Ángeles Cacereño.

Senent expuso el presidente sobre varios proyectos en los que trabaja su organización para hacer frente a las situaciones que se puedan dar en La Palma, como el refuerzo en la atención sanitaria, en la intervención social o la educación, «como por ejemplo el apoyo a niños que puedan tener problemas de conectividad para asistir a clases o necesiten cualquier tipo de apoyo escolar».

Por su parte, Torres agradeció «el trabajo impagable» del dispositivo desplegado por la organización, que cuenta con más de 70 voluntarios en la isla y con el que han llevado a cabo más de 600 atenciones desde el inicio de la crisis.

También valoró que Cruz Roja esté canalizando ya las ayudas que están recibiendo de administraciones, empresas y personas anónimas y que priorice el gasto de esas aportaciones en el entorno de La Palma, para apoyar la economía de la isla.

«Es importante que no se hayan producido daños personales y que sigamos respetando las normas, pero también somos conscientes de que estamos ante una situación que tendrá un tremendo impacto económico. Todas las aportaciones serán bienvenidas para rescatar a las personas primero y, posteriormente, para la reconstrucción de La Palma«, apuntó el máximo dirigente canario.