sábado, 27 noviembre 2021 07:00

Ence pierde 192 millones hasta septiembre por provisiones

Ence registró unas pérdidas netas atribuibles de 192,4 millones de euros en los primeros nueve meses del año, frente a los ‘números rojos’ de 41,8 millones de euros que se anotó en el mismo periodo del año anterior, debido a las provisiones realizadas ante el posible cierre de su fábrica de Pontevedra.

Tras las sentencias dictadas en julio por la Audiencia Nacional, que anulan la prórroga de la concesión de los terrenos sobre los que se asienta esta planta, la compañía papelera dotó unas provisiones de 196 millones de euros en el segundo trimestre ante el potencial impacto que el cierre de esta fábrica podría causar en sus cuentas.

En cualquier caso, Ence presentó los correspondientes recursos de casación ante el Tribunal Supremo y ya ha anunciado que agotará todas las vías jurídicas «en defensa de la legalidad de la prórroga de esta concesión», de cuya actividad dependen 5.100 empleos directos e indirectos.

Al margen de estas provisiones, la compañía logró un beneficio neto ordinario de 4 millones de euros en el acumulado del año, así como un beneficio neto atribuible de 2,2 millones de euros en el tercer trimestre del año.

Los resultados de Ence se vieron impulsados por la fuerte recuperación de los precios de la celulosa en 2021 tras los mínimos registrados en el ejercicio anterior y pese al impacto de las coberturas del precio de la celulosa y de la electricidad, cerradas de manera excepcional en 2020, en el marco de la crisis del coronavirus.

Otro de los datos que muestra la buena evolución de su negocio es el resultado operativo, que alcanzó los 86 millones de euros, un 73,5% más. Los ingresos también crecieron un 11,7%, hasta los 588,5 millones de euros.

CRECE EN CELULOSA Y EN RENOVABLES

En el negocio de Celulosa, la recuperación de los precios impulsó el resultado operativo antes de coberturas hasta alcanzar los 52 millones de euros en el tercer trimestre y los 100 millones en los nueve primeros meses de 2021, 6 veces más que en el mismo periodo del año anterior.

En el negocio de Energía Renovable, el resultado operativo antes de coberturas alcanzó los 11 millones de euros en el tercer trimestre y los 34 millones hasta septiembre, un 21% más que su comparable en el mismo periodo de 2020 (excluyendo la planta termosolar vendida en diciembre).

Ence cuenta con una cartera de 513 megavatios (MW) con acceso a red y localizaciones aseguradas, de los que 140 MW corresponden a tres plantas de biomasa y 373 MW a cinco proyectos fotovoltaicos. Su tramitación administrativa está en curso y se espera completarla progresivamente durante los próximos trimestres.

Asimismo, la compañía ha iniciado un proceso ordinario de evaluación de ofertas para la posible venta de su cartera de proyectos fotovoltaicos de 373 MW, con el objetivo de continuar creciendo en energías renovables.

El proceso se encuentra en una fase preliminar de recepción de ofertas no vinculantes, sin que se haya iniciado todavía ninguna negociación con posibles inversores interesados.

Por último, la deuda neta del grupo se redujo un 8% en el tercer trimestre, hasta los 162 millones, de los que 18 millones corresponden a su negocio de celulosa y 144 millones al de energía renovable.