sábado, 4 diciembre 2021 20:00

General Motors instalará 40.000 estaciones de carga en EE.UU. y Canadá

General Motors ha anunciado este martes un nuevo programa para acelerar el despliegue de carga pública que supondrá la instalación de 40.000 cargadores de vehículos eléctricos (VE) de nivel 2 (carga acelerada o semirrápida) en Estados Unidos y Canadá, según ha informado la empresa.

Esta iniciativa, que comenzará en 2022, es parte del compromiso de General Motors de invertir casi 750 millones de dólares (646 millones de euros) para expandir la infraestructura de carga del hogar, del trabajo y de los espacios públicos a través de su ecosistema Ultium Charge 360. Estas estaciones de carga estarán disponibles para todos los propietarios de vehículos eléctricos.

El objetivo de la compañía estadounidense y sus distribuidores es ampliar el acceso a la carga en las comunidades locales, incluidas las áreas rurales y urbanas desatendidas, donde el acceso a la carga de vehículos eléctricos a menudo es limitada.

GM también ha anunciado que su nueva línea de tres cargadores inteligentes de Nivel 2 de la marca Ultium se ofrecerá a los clientes a través de concesionarios a principios de 2022, en línea para brindar más opciones de carga doméstica o comercial y ayudar a que la carga de vehículos eléctricos sea más generalizada.

Cada cargador cuenta con «equilibrio de carga dinámico» y se puede actualizar de manera inalámbrica. Los dos modelos prémium incluyen una pantalla táctil personalizable y una cámara integrada. Los clientes pueden establecer su programa de carga, ver estadísticas sobre sus hábitos de carga y el histórico y recibir informes del estado del cargador a través de las aplicaciones móviles de la marca General Motors.

«Estas dos iniciativas son parte de nuestro plan para poner a todos en un vehículo eléctrico, haciendo que el acceso a la carga sea aún más fluido que antes. Queremos brindarles a los clientes las herramientas adecuadas y el acceso a la carga donde y cuando lo necesiten, mientras trabajamos con nuestra red de distribuidores para acelerar la expansión de la carga accesible en todo EE.UU. y Canadá, incluso en áreas marginadas», explicó Mark Reuss, presidente de la empresa.