sábado, 27 noviembre 2021 12:56

Piden 15 años de cárcel para un hombre por violar a su vecina en Tacoronte

La Fiscalía de la Audiencia Provincial de Santa Cruz de Tenerife solicita una pena de 15 años de cárcel para un hombre por violar a su vecina en el municipio de Tacoronte, ‘okupa’ y con una discapacidad psíquica del 65%.

El escrito, relata que el hombre tenía una relación de «cierta confianza» con la mujer y al igual que otros vecinos le llevaban comida, agua y otros productos para hacer frente a su vida cotidiana.

La presunta agresión sexual se cometió el 28 de abril del año pasado cuando el hombre acudió al domicilio de la mujer para llevarle varias garrafas de agua y le pidió a cambio mantener relaciones sexuales, a lo que ella se negó.

Sin embargo, el procesado, desoyendo su negativa, la cogió de los brazos y la subió hasta la planta superior de la vivienda mientras la mujer se negaba en todo momento hasta el punto de que se produjo un forcejeo y se golpeó en la cara con la puerta su habitación.

Una vez situó a la víctima en la habitación le exigió que se desnudase amenazándola con que le diría a todos los vecinos que era «una puta» si no lo hacía, con lo que accedió su petición por «temor» a la reacción vecinal, expone la acusación.

En ese momento, el hombre inició una serie de tocamientos y consumó la agresión sexual.

Como consecuencia de los hechos, la mujer sufrió una contusión en el borde externo del arco superciliar derecho, una erosión de 2,5 centímetros en hipocondrio derecho y otra erosión con enrojecimiento en pierna derecha, lesiones traumáticas en genitales externos y una erosión en lado derecho de introito, que precisaron de una única asistencia facultativa y sin que conste en los informes médicos los días que tardó en sanar de sus lesiones.

Aparte de los 15 años de prisión, la Fiscalía solicita también que el hombre esté 10 años por encima de la pena de cárcel que se imponga sin poder acercarse a 500 metros de la víctima, 10 años de libertad vigilada, el pago de una multa de 540 euros, una indemnización de 10.000 euros por daños morales, imposibilidad de vivir en Tacoronte y la obligación de participar en programas de educación sexual.

La Fiscalía considera al hombre culpable de los delitos de agresión sexual con acceso carnal y lesiones con el agravante de aprovechamiento de las circunstancias de lugar y tiempo.