sábado, 27 noviembre 2021 07:22

Airbus inicia un estudio del primer vuelo del A319neo con combustible de aviación 100% sostenible

Airbus, Dassault Aviation, Onera, el Ministerio de Transportes francés y Safran han puesto en marcha el primer estudio en vuelo de un avión de pasillo único que funciona con combustible de aviación sostenible sin mezclar (SAF, por sus siglas en inglés).

El objetivo final del estudio, llamado Volcan, es promover el despliegue y el uso a gran escala de SAF, así como la certificación del 100% de este tipo de combustible para su uso en aviones comerciales de pasillo único y en la nueva generación de aviones de negocios.

Durante la prueba de vuelo que tuvo lugar ayer en Toulouse, un motor CFM LEAP-1A de una aeronave de prueba Airbus A319neo funcionó con 100% de SAF, cuyos primeros resultados se esperan para 2022.

El SAF sin mezclar lo suministra Total Energies y se fabrica a partir de Ésteres y Ácidos Grasos Hidroprocesados (HEFA), que consiste principalmente en aceite de cocina usado, así como en otras grasas residuales. El HEFA se compone de hidrocarburos parafínicos y no contiene aromáticos ni azufre, que produce en Normandía, cerca de Le Havre (Francia).

El 100% del SAF también se utilizará para estudios de compatibilidad y operatividad del motor Arrano de Safran Helicopters utilizado en el H160 de Airbus Helicopters, que se espera que comience en 2022.

Airbus, en colaboración con el DLR, es responsable de caracterizar y analizar el impacto del SAF en las emisiones en tierra y en vuelo, mientras que Safran se centra en los estudios de compatibilidad relacionados con el sistema de combustible y la adaptación del motor para aeronaves comerciales y helicópteros y su optimización para varios tipos de combustibles.

Por su parte, ONERA está apoyando a Airbus y Safran en el análisis de la compatibilidad del combustible con los sistemas de las aeronaves y se encargará de preparar, analizar e interpretar los resultados de las pruebas sobre su impacto en las emisiones y la formación de estelas.

Asimismo, Dassault Aviation contribuye a los estudios de compatibilidad de materiales y equipos y verificar la susceptibilidad a la biocontaminación del SAF.