miércoles, 8 diciembre 2021 04:24

Permanece estable en la UCI la chica agredida en la Muralla de Lugo

La joven supuestamente empujada desde la Muralla de Lugo y abandonada en un patio interior de una vivienda con diversas fracturas permanece «estable y con pronóstico reservado».

Así lo han confirmado fuentes sanitarias, que han indicado que la víctima se encuentra en la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital Universitario Lucus Augusti (HULA) de Lugo.

Por su parte, el varón detenido por la Policía Nacional por supuestamente tirar desde la Muralla de Lugo a esa chica, con la que había discutido tras tomar unas copas en la zona de ocio de la ciudad y dejarla tirada en un patio interior de una vivienda, ha quedado en libertad investigado por un delito de tentativa de homicidio.

El individuo pasó en la tarde de este pasado miércoles a disposición del Juzgado de Instrucción Número 3 de Lugo acusado de lesiones graves y omisión del deber de socorro.

Fuentes judiciales han indicado que el varón, tras comparecer en el juzgado, ha quedado en libertad investigado por tentativa de homicidio, con la prohibición de aproximarse y comunicarse con la víctima y con la obligación de comparecer semanalmente en el juzgado.

Por su parte, fuentes policiales han manifestado que está pendiente la declaración de la víctima una vez que esté en condiciones de hacerlo, posiblemente ya en sede judicial, porque la causa está judicializada.

HECHOS

La chica quedó tirada en el suelo en estado grave, según el relato policial, con una pierna rota, varias vértebras fracturadas y una muñeca fracturada tras ser supuestamente empujada desde la Muralla en la madrugada del pasado domingo.

Posteriormente, a las 7,00 horas un transeúnte que caminaba por el adarve de la Muralla escuchó gritos de auxilio y pudo localizar el lugar y ver a la chica tirada en el fondo de un patio interior, con lo que llamó a los servicios de emergencias.

La víctima en un primer momento no recordaba lo sucedido y fue trasladada al Hospital Universitario Lucus Augusti de Lugo, donde se recupera a la espera de poder prestar declaración.