jueves, 9 diciembre 2021 10:38

El Gobierno moviliza 266 millones para el desarrollo del tren en cuatro regiones españolas

El Consejo de Ministros ha autorizado al Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana a licitar, a través de Adif, varias actuaciones para el desarrollo ferroviario en Galicia, Cantabria, Asturias y Castilla-La Mancha por un valor superior a los 266 millones de euros.

En Galicia, licitará el mantenimiento de infraestructura, vía y aparatos de vía en los tramos de alta velocidad, así como en el Eje Atlántico, por un valor estimado de 69,87 millones de euros.

El contrato, de 48 meses de duración, incluye los tramos Pedralba de la Pradería-Ourense, Ourense-Santiago de Compostela y Vigo Urzáiz-A Coruña, con el objetivo de mantener en buen estado de conservación y funcionalidad estas líneas, asegurando los parámetros de fiabilidad y calidad en las instalaciones.

En Asturias, se licitarán obras por valor de 25,69 millones de euros para la ejecución del proyecto de modernización en la línea de ancho métrico Gijón Sanz Crespo-Pravia. El contrato, que tiene un plazo de ejecución de 13 meses, tiene por objeto renovar los enclavamientos existentes, la señalización y los sistemas de energía y comunicaciones, con el fin de mejorar la fiabilidad y calidad de las instalaciones.

En Cantabria, un contrato por 51,30 millones de euros tendrá como objetivo las obras de duplicación de vía en el tramo Renedo-Guarnizo y otras actuaciones en la línea de Cercanías C-1 entre Torrelavega y Renedo.

Por su parte, en Castilla-La Mancha, se licitará un contrato para acometer la mejora integral del tramo de 227 kilómetros comprendido entre Yeles (Toledo) y Guadalmez (Ciudad Real), de la línea de Alta Velocidad Madrid-Sevilla, por un valor estimado de 65,11 millones de euros.

También en esta región, en la provincia de Ciudad Real, Adif licitará un contrato para la renovación de vía del tramo Brazatortas-Guadalmez, de la línea de ancho convencional Ciudad Real-Badajoz, cuyo valor asciende a 54,44, y que incluye la sustitución del carril, las traviesas y el balasto en un tramo de una longitud de 63,76 kilómetros.