sábado, 27 noviembre 2021 07:21

Un hombre se enfrenta a seis años de cárcel por abusos sexuales continuados a su hija

La Sección Sexta de la Audiencia Provincial de A Coruña acogerá este lunes un juicio a puerta cerrada contra un hombre para el que Fiscalía pide seis años de prisión por abusar sexualmente de su hija, menor de edad, en diversas ocasiones en la vivienda en la que convivía con su mujer en Santiago de Compostela.

Los hechos que se le imputan ocurrieron entre los años 2016 y 2017, según el escrito del Ministerio Público. El varón aprovechaba que se quedaba solo al cuidado de sus dos hijos menores para aproximarse a la niña y practicarle «tocamientos en sus partes íntimas» en al menos cuatro ocasiones.

La primera de las veces, el hombre entró en la habitación que la menor compartía con su hermano y se introdujo en su cama para tocarle la zona vaginal por debajo del pijama.

La segunda vez que realizó estos tocamientos, «poco tiempo después» y «en la misma habitación», la niña se despertó y su padre la forzó a ponerle la mano sobre sus partes. El hombre cesó esta actitud cuando su hija le pidió que parase y que, si no lo hacía, gritaría.

En una tercera ocasión, el padre volvió a acudir a la habitación y llegó a «frotar su pene con la vagina de la menor, por debajo de la ropa y en contacto directo», describe la Fiscalía. La niña se despertó, encendió la luz y preguntó al hombre qué hacía, ante lo cual contestó «que la había confundido con su madre» y se marchó.

En el último de estos episodios, también en el cuarto de la víctima cuando ella estaba sentada con su móvil, el varón se acercó por detrás para frotar sus partes contra su espalda y cabeza. Ella tuvo que decirle nuevamente que parase para que su padre depusiese su actitud.

Como consecuencia de estos hechos, la niña precisó tratamiento psiquiátrico y psicológico al presentar «una sintomatólogia compatible» con la vivencia de estos hechos, lo que incluye «un cierto nivel de ansiedad, síntomas depresivos y de evitación», según describe la Fiscalía.

El Ministerio Público considera que los hechos relatados constituyen un delito de abuso sexual continuado a menor de 16 años por el que pide seis años de prisión. También demanda que se prohíba al acusado a acercarse a menos de 200 metros de su hija o de cualquier lugar donde se encuentre y frecuente durante 10 años. De igual modo, Fiscalía reclama que el hombre indemnice a la víctima en 6.000 euros, más el interés legal.

ABUSOS SEXUALES A LA HIJA DE SU PAREJA

Por otra parte, la Fiscalía pide cinco años y medio de cárcel para un acusado de abusar sexualmente de la hija de su pareja, que era menor de edad, y al que se juzgará también este lunes en la sección quinta de la Audiencia Provincial de Pontevedra, con sede en Vigo.

Según recoge el Ministerio Público en su escrito, los hechos tuvieron lugar entre 2015 y el 15 de septiembre de 2016, cuando el acusado aprovechó «la relación de confianza» debida a la convivencia con la menor, que en esas fechas tenía entre 12 y 13 años, y «la ascendencia como pareja sentimental de su madre tenía sobre ella».

Así, «con ánimo libidinoso y de atentar a la moral sexual de la menor», en una ocasión en la que ella estaba tumbada viendo la televisión en la cama del dormitorio de su madre «se acostó junto a ella y le metió mano por encima y por debajo de la ropa en sus pechos y vagina». En otra fecha y durante la noche, el acusado se dirigió al dormitorio de la niña y «la tocó por debajo de sus ropas en los pechos y zona vaginal», lo que «se repitió en varias ocasiones a partir de entonces».

Asimismo, en días posteriores, «aprovechando que la menor se hallaba sentada en el sofá del salón de la casa viendo la televisión», se sentaba junto a ella y «le tocaba pechos y la vagina por debajo de la ropa», llegando en alguna ocasión a coger su mano y «llevársela a su pene para que lo tocase».

En otras ocasiones, este hombre «le lamió con la lengua la vagina» y «la rozó con el pene en la zona vaginal, sin llegar a introducírselo». Como consecuencia, la niña sufrió perjuicios psicológicos de los que tardó casi un año y medio en curar.

Por ello, el Ministerio Fiscal pide cinco años y seis meses de prisión para el acusado por un delito continuado de abuso sexual a menor de 16 años de edad con concurrencia de la circunstancia de prevalimiento. También pide que se le prohíba acercarse a la niña o comunicarse con ella durante ocho años, así como que la indemnice en 20.000 euros.