domingo, 5 diciembre 2021 15:43

El delegado en Euskadi ve un «doble rasero» en el PNV y una «extrema sensibilidad»

El delegado del Gobierno central en Euskadi, Denis Itxaso, ha opinado que en el PNV hay una «especie de doble rasero» y una «extrema sensibilidad» de la formación jeltzale para «recibir y encajar críticas» mientras sus dirigentes, «y me parece bien», sí pueden pronunciar opiniones «tanto del Gobierno de España como del Partido Socialista con una cierta normalidad».

En una entrevista en Onda Vasca, ha considerado que «a veces hay un cierto desequilibrio entre la hipersensibilidad que generan nuestras palabras cuando reaccionamos» y ha aclarado que, en su caso, cuando ha pronunciado alguna palabra en torno al PNV «ha sido en respuesta a cosas que se han dicho bien del Partido Socialista o bien del Gobierno de España».

«Quizá sería un buen ejercicio el analizar cómo es posible que, cuando uno defiende sus posiciones, genere tanta hipersensibilidad y, sin embargo, ellos consideren que pueden verter opiniones de todo tipo no sé si con la esperanza de que nosotros permanezcamos callados o acríticos», ha expresado.

El delegado del Gobierno en Euskadi ha destacado que «en una sociedad moderna y avanzada como la nuestra» las discrepancias son «naturales» y ha recordado que «hay pluralismo», por lo que ha incidido en que «el hecho de que haya gobiernos de coalición pero sobre determinados temas haya visiones distintas tampoco debería generar tanto malestar».

En esa misma línea, ha afirmado que con el Gobierno Vasco «he podido tener alguna discrepancia, pero el afán es de colaboración y de lealtad» y ha recordado que «así ha sido durante el funcionamiento del LABI y otras muchas gestiones con consejeros del Gobierno vasco, tanto del PSE como del PNV, con los que colaboramos con la máxima naturalidad y normalidad a diario».

Preguntado por las críticas del secretario general del PSE-EE, Eneko Andueza, sobre la formación jeltzale, ha recordado que una semana antes el presidente del EBB, Andoni Ortuzar, «nos recomendó a los socialistas que, si queríamos estar cómodos, siguiéramos con ellos».

A su juicio, esas declaraciones «destilaban un cierto paternalismo». En ese sentido, ha manifestado que no sabe si con esas afirmaciones «pretenden que permanezcamos callados o no podamos responder». «Hay un cierto desequilibrio entre lo que se dice, cómo se dice y la manera que tienen luego de encajar una cierta crítica», ha insistido, al tiempo que ha preguntado «supongo que se puede criticar al PNV porque a veces da la sensación de que no hay margen para ello».

«BUENA RELACIÓN»

Denis Itxaso ha remarcado que existe «una buena relación» entre los gobiernos vasco y español y ha recordado que el PNV es un socio parlamentario «estable y estratégico». Además, ha considerado que hay «un interés común» de que la legislatura concluya y se ha mostrado convencido de que los presupuestos generales saldrán adelante.

«No es fácil hacer la cuadratura del círculo con las enmiendas y es responsabilidad del Gobierno mantener la coherencia de las cuentas en una determinada dirección, que no es otra que la de la recuperación justa, que no deje a nadie atrás, y que permita volver de nuevo a la senda de crecimiento que se estaba apuntando previamente a la pandemia, y asegurar unos servicios públicos, especialmente en el campo de la salud pública», ha asegurado.

Por otro lado, ante las declaraciones de la presidenta del BBB del PNV, Itxaso Atutxa, en las que afirmaba que el puesto de Delegado del Gobierno español «está obsoleto», ha recordado que «el Estado existe, tiene competencias y las ejerce en las diferentes comunidades autónomas mal que le pese a Itxaso Atutxa a la que, por cierto, tengo mucho aprecio personal».

Tras señalar que le da «pena que lo vea así», ha incidido en que los representantes del Estado en las comunidades autónomas «despiertan interés» y ha destacado que él «tiene una agenda económica e industrial muy intensa». A su juicio, «una cosa es la discrepancia política y otra que, directamente, se considere la necesidad de «eliminar el puesto».

MIGRANTES

Finalmente, cuestionado por la situación de decenas de migrantes que deambulan por Irun a la espera de poder cruzar la frontera, Itxaso ha asegurado que el Gobierno central «sigue gestionando este drama humanitario tanto en la frontera sur, en el estrecho, en Canarias, en Baleares, tratando de evitar que se produzcan más pérdidas humanas» y trabaja con el conjunto de las instituciones europeas porque la frontera «no es exclusivamente con España, sino con el conjunto de Europa».

De este modo, ha señalado que «esta es una realidad que, desde el punto de vista humanitario, apunta a la necesidad de muchas personas de huir por razones económicas, políticas o de cualquier otra índole, de sus realidades para buscar un futuro mejor».

«Somos conscientes de que eso está generando también problemas dentro de lo que es el país porque hay una ruta y cuando se trata de repartir a estas personas en diferentes recursos humanitarios con los que el propio Gobierno cuenta en las regiones del país, al final ellos terminan recuperando el camino hacia la frontera porque se quieren reagrupar con familias en Francia, en Bélgica, en el norte de Alemania y eso lleva a que en Irun tengamos este problema», ha explicado.

Itxaso ha destacado que el Ejecutivo central está «en permanente contacto con el Ayuntamiento de Irún conscientes de que está haciendo un gran esfuerzo, junto con la Diputación foral de Gipuzkoa y el propio Gobierno con las plazas que tiene con la Cruz Roja y con otras entidades para dar una atención debida a estas personas migrantes».