lunes, 6 diciembre 2021 06:05

El Gobierno pondrá en marcha un instrumento de cribado para la detección de víctimas de violencia machista en la Sanidad

el corte ingles

El Gobierno pondrá en marcha «a la mayor brevedad» posible un instrumento de cribado universal para la detección «precoz» y «efectiva» en el Sistema Nacional de Salud (SNS) y la Atención Primaria a posibles víctimas de violencia machista.

Así lo ha asegurado este jueves la secretaria de Estado de Igualdad y contra la Violencia de Género, Ángela Rodríguez, en declaraciones a los medios tras la reunión de la Conferencia sectorial del ramo, que se ha celebrado en el Senado.

Los datos, ha explicado Rodríguez, señalan que, a veces, las mujeres «que no pueden acudir o no quieren acudir a otras puertas de entrada a las instituciones, acuden sin embargo a su médico cabecera». Es por eso que, desde Igualdad, consideran urgente la puesta en marcha de esta medida.

La secretaria de Estado ha apuntado que será «próximamente», en la Conferencia Interterritorial del Sistema Nacional de Salud (SNS) en donde se apruebe un modelo que, según ha explicado, está «inspirado» en el que está funcionando «con éxito» ahora en la Comunidad Valenciana y que, a su juicio, ha de ser «referencia» para el resto del país.

MODERNIZACIÓN DEL PACTO

Esta iniciativa se incluye dentro del plan de modernización del Pacto de Estado contra la violencia de género que el Ministerio comenzó en verano y que ya tiene el 80% de sus medidas desarrolladas, según Rodríguez.

De hecho, en su intervención ha explicado que, en «próximas semanas» el departamento que dirige Irene Montero presentará la nueva guía actualización de todos los protocolos contra la violencia de género que, ha apuntado, supone la respuesta a la falta de renovación de los mismos. «Nos hemos encontrado protocolos que llevaban décadas sin actualizar», ha confesado la secretaria de Estado.

Del mismo modo, ha señalado que la guía es una «muy buena herramienta» para poner solución al problema con el que, ha recordado, Igualdad se encontró este año en algunos asesinatos de mujeres, de que «había mujeres que habían iniciado su recorrido institucional para salir de la situación de violencia» y que «las instituciones no habían hecho su parte».

NUEVO TÍTULO

También en materia de violencia machista, Rodríguez ha anunciado que, en esta primera reunión de la Conferencia sectorial de Igualdad –la primera presencial tras la pandemia– se ha aprobado por unanimidad de todas las CCAA un nuevo título habilitante para las mujeres víctimas.

Esta medida, ha indicad, abre puertas «más amplias» a las instituciones y que esta smujeres puedan acceder de forma más efectiva a sus derechos reconocidos como víctimas. De este modo, ha indicado la ‘número dos’ de Montero, se evita la revictimización y permite a una mujer que haya sufrido violencia en Madrid, acceder a sus derechos en Andalucía sin que exista una descoordinación en la administración.

Para Rodríguez, esta noticia es el «mejor mensaje» que se puede lanzar a las víctimas «como instituciones» en el mes de noviembre, en el que –el día 25– se celebra el Día Internacional contra esta lacra.

En general, ha explicado Rodríguez, ha habido en la reunión «la máxima sintonía» entre Gobierno y CCAA, también en otros temas tratados, como la necesidad de flexibilizar los criterios de gasto en el Plan Corresponsables o, también dentro de esta iniciativa, la necesidad de «apurar plazos» para que «a la mayor brevedad posible» las cuidadoras no profesionales ya se puedan acreditar como tal.

CATALUÑA PIDE MÁS FINANCIACIÓN

En este sentido, la secretaria de Estado ha explicado que se está trabajando con el Ministerio de Educación para que exista esta categoría y que se pueda empezar a acreditar a estas mujeres mayores de 52 años que «una de las mayores prioridades» para Igualdad.

Tras la reunión, también se ha pronunciado ante los medios la directora general para la erradicación de las violencias machistas de la Generalitat de Cataluña, Laia Rosich, quien ha mostrado su apoyo al posicionamiento del Ministerio en torno a las transformaciones feministas, aunque reclaman más presupuesto y respeto a las competencias de la Generalitat en ciertas materias.

Rosich ha recordado que Cataluña cuenta con leyes propias en este aspecto que, por ejemplo, actúan en una visión más amplia de la violencia que la normativa estatal, que solo se refiere a la violencia que se ejerce en el ámbito de la pareja o expareja. De ahí, ha insistido, que necesiten una mayor financiación que la que actualmente reciben.

Preguntada la postura de los grupos parlamentarios catalanes que han solicitado la eliminación de la terecería locativa (que permite penalizar a quien ceda una vivienda o un local para el ejercicio de la prostitución) de la conocida como Ley de ‘solo sí es sí’, la directora general para la erradicación de las violencias machistas de Cataluña ha mostrado su apoyo.

A su juicio, la norma impulsada por Igualdad tiene otro fin y la tercería locativa abre un debate que no es el que se pretende con esta norma.

Aún así, Rosich ha explicado que la Generalitat no tiene un posicionamiento sobre la prohibición o regularización de la prostitución. Su postura, ha explicado, es acabar con la explotación sexual de personas que ejercen contra su voluntad y, en el caso de aquellas que sí lo hacen, garantizar al máximo sus derechos para que puedan vivir sus vidas con el máximo de derechos posibles.