sábado, 27 noviembre 2021 19:06

Podemos pide al juez de Neurona que aclare si amplió la investigación sin avisar o si la UDEF se extralimitó

el corte ingles

La defensa de Podemos ha pedido al juez a cargo del denominado ‘caso Neurona’ que aclare si amplió la investigación sin avisar o si la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) se extralimitó en sus funciones en la redacción de uno de los informes aportados al procedimiento.

En un escrito que ha presentado este lunes la formación, la formación ha hecho especial hincapié en el último informe aportado por la unidad de la Policía Judicial, relativo al chat de trabajo de una testigo empleada de Podemos y el responsable de Neurona Comunidad.

El partido ha pedido explicaciones al considerar que en ninguna de las resoluciones judiciales notificadas se ha mencionado «de manera expresa» que deba ser «objeto de volcado, análisis e investigación» el contenido de las conversaciones del mencionado chat.

«Solicitamos aclaración al magistrado instructor para confirmar cuál ha sido el cauce procesal a través del cual la UDEF ha ampliado el objeto de la diligencia», ha señalado la formación, que ha pedido conocer si dicha actuación ha sido «expresamente» ordenada por el juez o si se ha ejecutado «sin su conocimiento».

Podemos ha insistido en que ni en el oficio en el que se reclama la comparecencia de la testigo ni en la providencia en la que se encarga el informe se hace alusión a la «descarga completa y examen» de dicho chat de trabajo ni de sus conversaciones, «sino únicamente a los vídeos».

«Entendemos que no cabe acceder indiscriminadamente ni al secreto de las comunicaciones, ni a los contenidos protegidos por el secreto de la actividad de un partido político, ni de la intimidad, siempre que no medie consentimiento expreso», ha señalado.

DICE QUE «NO ES LA PRIMERA VEZ»

Así, ha asegurado que la UDEF «ha decidido dejar sin efecto alguno lo acordado judicialmente y ha procedido a descargar y analizar no sólo los vídeos sino el total del chat y de las conversaciones, cuyo contenido ya está siendo objeto de difusión pública».

El partido ha subrayado que «no es la primera vez» que la Unidad de la Policía, «bien pueda ser por un exceso de celo profesional en el ejercicio de sus funciones para el esclarecimiento de los hechos investigados», «desborda los términos del encargo que habían sido fijados por el magistrado instructor».

En el marco de su exposición, ha señalado un informe sobre la veracidad de los billetes de avión de los trabajadores de Neurona y la investigación sobre destino de fondos de la Asociación 404 Comunicación Popular.

«Con estas actuaciones se limita y condiciona a esta defensa y a cuantas están personadas, por cuanto que se deduce que no habrá garantía alguna ni de confidencialidad ni del cumplimiento estricto en sus mismos términos de cuanto se resuelva por parte de los órganos encargados de investigar los hechos», ha indicado.

En este sentido, ha asegurado que esta situación «genera una efectiva y material indefensión a las partes» y condiciona «gravemente» la decisión de aportar o no documentación e información «a la vista de las consecuencias procesales y extraprocesales» que pueden producirse.

INFORMACIÓN ESTRATÉGICA Y CONFIDENCIAL

La formación ha recordado que en el pasado ya expuso sus «reservas» sobre la diligencia, dado que «al tratarse de un chat de trabajo desarrollado en el curso de una campaña electoral podía contener información reservada, estratégica y confidencial del partido político».

Por ello, solicitó expresamente «el expurgo de los mensajes de dicho chat y que el objeto de la descarga se centrara simplemente en los vídeos» para acreditar así el intercambio de materiales entre Podemos y Neurona.

A su juicio, al analizar las conversaciones del chat «se podían ver comprometidas garantías constitucionales tan elementales como el de la inviolabilidad de las comunicaciones o el derecho a la intimidad», así como «la confidencialidad en el desarrollo del trabajo electoral» del partido.

PODEMOS ASEGURA QUE SE HAN ACREDITADO LOS TRABAJOS DE NEURONA

En el marco del escrito, Podemos ha subrayado que las «numerosas diligencias» practicadas en el procedimiento «han permitido confirmar la realidad y la efectiva ejecución de los servicios contratados».

«A la vista de todo lo actuado, sólo puede entenderse como un ejercicio de resistencia frente a lo evidente afirmar que los servicios contratados sean simulados y/o que en realidad obedecerían a otra supuesta finalidad distinta de la reflejada en el contrato; supuestos fines de los que no consta en la causa ni siquiera un solo indicio tras un año y medio de instrucción», ha defendido.

El partido ha asegurado que el informe de la UDEF «confirma» que el flujo de trabajo entre los miembros de Neurona era «constante y real, propio de los trabajos de una campaña electoral».

Entre los argumentos destacados la formación figura el hecho de que las fechas de intercambio de mensajes y archivos «coinciden exactamente con las de la campaña electoral del 28 de abril de 2019» y que los materiales de vídeos recogidos en el chat «coinciden prácticamente en su totalidad con los aportados» por Podemos. A su juicio, además, «las conversaciones intervenidas por la UDEF también corroboran objetivamente otras declaraciones del resto de testigos que tuvieron lugar el pasado 7 de mayo».

Podemos también ha reprochado que la UDEF asegurara en sus conclusiones que no ha podido «confirmar el vínculo laboral existente, si lo hubiere», entre Neurona Comunidad SL y las personas que viajaron a España para trabajar en la campaña electoral de Podemos a las elecciones generales de abril de 2019. Ha asegurado que este extremo «tampoco era el objeto de la investigación solicitada por el magistrado instructor ni tampoco parece que pueda deducirse del análisis de un chat de trabajo».