martes, 30 noviembre 2021 06:50

El Gobierno aprueba el indulto parcial para Juana Rivas

El Consejo de Ministros ha aprobado en su reunión de este martes el indulto parcial para Juana Rivas, la mujer de Granada que en 2018 fue condenada a dos años y medio de cárcel por un delito de sustracción de sus dos hijos menores, según han confirmado fuentes del Ejecutivo.

Con esta decisión del equipo de Sánchez, Rivas no tendrá que entrar en la cárcel por este delito. Además, abre sus opciones en el juicio por la custodia de los niños en la que se encuentra inmersa en Italia, donde vivía con su expareja.

Esta medida tomada por el Consejo de Ministros está en consonancia con la postura de la Fiscalía y se produce dos semanas después de que el Pleno de la Sala Segunda del Tribunal Supremo (TS) enviara un informe al Gobierno sobre la postura de sus magistrados en torno a esta decisión.

El Supremo ha reconocido que existe división en esta materia. En concreto, ocho de sus magistrados apoyan el indulto parcial para Rivas, mientras que otros ocho, entre los que se incluye el presidente de la Sala, Manuel Marchena, se oponen.

INTERÉS DEL MENOR Y CONDENA DE SU EXPAREJA

Los primeros explican su postura haciendo referencia al «interés superior del menor», a la condena a la expareja de Rivas y padre de los niños por un delito de lesiones en el ámbito familiar o a declaraciones realizadas por el hijo mayor de la pareja en sede judicial en Italia, en las que «manifiesta su deseo de vivir con la madre y los malos tratos del padre».

Además, en relación a la condena de la expareja de Rivas y padre de los menores, recuerdan que en la actualidad la legislación española establece como regla general la supresión, no ya de la custodia, sino de visitas, al maltratador.

Por su parte, los segundos creen que si esta medida de gracia se administra «sin atender a circunstancias verdaderamente distintivas, relacionadas desde luego con criterios de equidad», se vería afectada «la generalidad de la norma y el derecho a la igualdad de todos los ciudadanos».

EL CASO JUANA RIVAS

Rivas abandonó Italia en 2016 con sus dos hijos con la intención de no regresar, pese a no contar con el consentimiento del padre de los menores, Francesco Arcuri, quien en 2009, cuando la pareja vivía en España, fue condenado a una pena de tres meses de prisión y un año y tres meses de alejamiento de su hijo mayor por malos tratos en el seno familiar.

En 2017 pasó un mes en paradero desconocido incumpliendo las resoluciones judiciales que le obligaban a entregar a los niños a su expareja. Este fue el hecho que llevó a la justicia española a condenar a Rivas a más de cinco años de cárcel. Una pena que finalmente fue reducida a dos años y medio de prisión.

En paralelo, la expareja se encuentra inmersa en un juicio por la custodia de los menores que está llevando a cabo la justicia italiana. De hecho, el indulto parcial de Rivas en este caso le permitirá seguir teniendo opciones en este proceso.

UN «ACTO DE JUSTICIA Y REPARACIÓN»

La ministra de Igualdad, Irene Montero, ha calificado el indulto parcial como un «acto de justicia y reparación», así como «el cierre de una brecha entre la legislación sin perspectiva de género y una madre que protegió a sus hijos de la violencia machista».

«Nuestro trabajo como Gobierno es aprobar leyes como la de Infancia que suspende el régimen de visitas ante cualquier mínimo indicio de violencia contra los niños y niñas. Un maltratador nunca es un buen padre», ha apuntado la responsable de Igualdad a través de su cuenta de Twitter.

«Este indulto ha sido posible por las mujeres que juntas salieron a decir que Juana estaba en su casa, por las juristas, abogadas y psicólogas que nunca la han dejado sola, por la lucha del movimiento feminista. El Gobierno acierta cuando se pone del lado de las mujeres», ha añadido.

VOX, EN CONTRA

En la misma red social se ha expresado su ‘número dos’, la secretaria de Estado de Igualdad y contra la Violencia de Género, Ángela Rodríguez, quien ha celebrado la medida señalando que «por fin Juana Rivas estará en casa con sus hijos».

«Qué poderoso paso damos aprobando este indulto, imposible sin la fuerza de las feministas que ofrecieron casa y respaldo a Juana», ha escrito en su cuenta de Twitter oficial. «Que sirva para cerrar la brecha. Que ninguna madre más tenga que ver a sus hijos con su maltratador», concluye el mensaje.

También han celebrado esta decisión la portavoz parlamentaria de En Comú, Aina Vidal y el líder de Más País, Íñigo Errejón, quien cree que la lucha de Rivas «es y será ejemplo incansable frente al machismo».

Muy diferente ha sido la publicación en Twitter que la diputada de Vox Carla Toscano: «Juana Rivas recibe un indulto del Gobierno. Después de delinquir, mentir, destrozar vidas inocentes y haber hecho pasar un infierno a su ex marido y a sus hijos. Porque es mujer», ha escrito.