miércoles, 8 diciembre 2021 04:36

El aceite de oliva de la cooperativa olivarera Olipaterna, con más de 50 años de trayectoria, es un producto de calidad

Uno de los ingredientes más emblemáticos de la gastronomía española y, principalmente, de la zona de Huelva es el aceite de oliva virgen extra. Este es un elemento tradicional en la comida y en los platos de esta parte de España, además de que posee características especiales que lo hacen el aceite ideal para la cocina, al ser el que más se asemeja a las grasas de la leche humana y a la trioleína contenida en los tejidos humanos.

En el sector de la producción de aceite de oliva, una de las compañías que más sobresale es Olipaterna, una cooperativa olivarera que ha logrado crear un aceite de oliva virgen extra que destaca en el mercado por su gran calidad.

Un aceite de oliva con propiedades extraordinarias

Para muchas personas, es difícil pensar que un aceite de oliva virgen extra pueda ser capaz de proporcionar una cantidad semejante de ácidos grasos a los que se obtienen con la leche humana. Para poner esta característica en perspectiva, hay que destacar que la grasa que se encuentra en la leche humana cumple una función crucial en el desarrollo de un bebé, suministrando ácidos grasos libres y vitaminas liposolubles que son fundamentales para su óptimo desarrollo. Con esto, no se busca hacer creer que el aceite de oliva de la cooperativa olivarera Olipaterna es un sustituto de este alimento primordial, sino más bien resaltar el hecho de que es un aceite particular, de una calidad y con unas características extraordinarias que lo diferencian de los demás. Lograr un aceite de oliva con propiedades como estas es el resultado de un arduo trabajo, años de trayectoria y la calidad de la materia prima y del proceso de elaboración.

Tradición desde el siglo XIII

La cooperativa olivarera Olipaterna se encuentra ubicada en la campiña de Paterna del Campo, un lugar donde, desde el siglo XIII, se obtiene un aceite virgen extra, cuya variedad, la verdial de Huévar, es única en el mundo. Esta está caracterizada por un sabor único, producto de la utilización de olivares centenarios y el microclima único de la zona. De la misma manera, hay que destacar su proceso de elaboración, el cual también influye en la calidad del producto final. Este se lleva a cabo mediante una primera extracción mecánica a baja temperatura, realizada el mismo día de la recolección, utilizando aceitunas que se encuentren en el punto exacto de maduración, de tal manera que se aprovechen al máximo las propiedades biológicas que se encuentran en el aceite.

En definitiva, el aceite de oliva virgen extra de Olipaterna es una de las mejores opciones para las necesidades culinarias actuales. Esto no solamente se debe a su sabor, sino también al aporte que hace de grasas saludables similares a las de la leche humana, constituyendo una opción deliciosa y al mismo tiempo saludable.