martes, 18 enero 2022 14:27

Los fiascos de Lidl: diez productos donde metió la pata

Está claro que cuando pensamos en dos grandes superficies o cadenas donde se aúna calidad y precio, estos son Mercadona y Lidl. Son los líderes y pugnan por el cetro. Lidl tiene el mérito de que ha ido recortando terreno gracias a su política de aumento de calidad sin que el precio se resienta, y añadiendo todo tipo de productos aparte de los alimentarios.

Pero, como cualquiera, no es perfecta, y entre tantos cientos de opciones, hay algunas que no merecen la pena. Vamos a ver diez de ellas en diversos departamentos (sobre todo alimentación) para estar ojo avizor y solo comprar lo que valga la pena.

EL SUSHI DE LIDL, A AÑOS LUZ DEL DE MERCADONA

sushi lidl

Lidl, como está pasando en la mayoría de supermercados, cuida mucho la oferta de comida preparada de todo tipo. La asiática está de moda y es muy demandada, por lo que todos los supermercados tienen ya una sección de productos asiáticos donde ya no solo hay fideos sino un producto tan de moda como el sushi.

El de Lidl no vale la pena porque ya su apariencia es de algo procesado, cosa que se confirma nada más comerlo. El maki es una masa de arroz tan compacta que parece una pasta. No lo recomendamos.