martes, 25 enero 2022 23:08

Madrid llama a Sánchez a fijar el menor precio posible para extender el uso de test de antígenos

El consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Enrique Ruiz Escudero, ha defendido este martes que el precio de los test de antígenos de diagnóstico del Covid-19 debe lo más asequible posible para que llegue a la mayoría de los ciudadanos españoles, aunque ha declinado hablar de cifras.

«Cualquier medida que se tome en abaratar esas cifras yo creo que va a ser bueno», ha defendido el máximo responsable de la Sanidad madrileña en declaraciones a los medios tras asistir a la presentación de Fitur 2022.

La Comisión Interministerial de Precios de los Medicamentos (CIPM) se reunirá este jueves para fijar un precio máximo de venta de estos productos, según ha anunciado la ministra de Política Territorial y portavoz del Gobierno, Isabel Rodríguez.

«Yo no sabría decir la cifra exacta, pero desde luego que fuese más accesible, menor, para cualquier español que quiera comprarlo», ha remarcado el consejero madrileño, quien ha destacado el positivo uso de este tipo de pruebas de autodiagnóstico.

Así, ha recalcado que así se permite el autocuidado, además de permitir que se conozca «muchos mejor cuál es la situación frente a el Covid-19 en cualquier momento y en cualquier entorno». «Yo creo que es por lo que hay que apostar», ha hecho hincapié para defender que la Comunidad apostó por los test de antígenos en septiembre de 2020 y el Ejecutivo de Sánchez no lo aprobó hasta mayo del pasado año.

«Debería apostar por esta estrategia y sobre todo permitir que todos los españoles tengan acceso de la manera más económica posible a ese test de antígenos», ha insistido.

INCIDENCIA EN DESCENSO

En cuanto a la situación epidemiológica en la región, el consejero ha insistido en que la situación es de «meseta» en cuanto al número de contagios y se espera que la ralentización a nivel asistencial. «La situación es de meseta, con cinco días moviéndonos en una incidencia acumulada entre 2.600 casos a 14 días y 1.100/1.200 a 7 días, lo que indica fase de estabilización y esperemos que preludio del descenso y esperemos que un descenso pronunciado».

Así, ha explicado que el comportamiento en todas las olas es el mismo. «Tres etapas: una vez alcanzado el pico de contagio, a los cinco o siete días se hace el pico de hospitalización y de manera más tardía el pico de UCIs», ha explicado.

Así, de cara a los próximos días, ha indicado, «llegará la estabilización, que ya se está produciendo en estos momentos, y esperemos que también ya la semana que viene se produzca ese descenso de la hospitalización».

En concreto, ha concretado que en la región hay 3.134 hospitalizados y 310 en UCI, lo que permite hablar de «control asistencial» y ha puesto en valor que el 40% de los pacientes ingresados en centros hospitalarios sin personas con Covid (frente a las que son por Covid), lo que permite hablar de situación «todavía de mayor control».

«La UCI a diferencia de otras olas se está comportando de una manera mucho más estable y con un crecimiento más ralentizado de lo que habíamos vivido en quinta, en cuarta o en tercera ola, lo cual también es una buena noticia», ha zanjado.