viernes, 30 septiembre 2022 08:02

Pere Navarro se hace fan de Ayuso y abronca a Marlaska en un pasillo por la vuelta a las «prohibiciones»

Los «ayusers» se multiplican por momentos. Lo que no sabía Isabel Díaz Ayuso es que entre los altos cargos de un ministerio del Gobierno de España también tenía seguidores. Se trata del director de la Dirección General de Tráfico (DGT), Pere Navarro, que ha elogiado delante del ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska la gestión de la pandemia de la presidenta de la Comunidad de Madrid. El líder de la DGT le trasladó a Grande-Marlaska que «la gente está cansada de prohibiciones» y que este sentir es algo que «ha sabido leer Isabel Díaz Ayuso».

Fuentes del ministerio del Interior han filtrado esta conversación privada que tuvieron el director de la DGT con el ministro del Interior en presencia de algunos altos cargos de ambas instituciones estatales. En este encuentro, Pere Navarro le trasladó a Fernando Grande-Marlaska que estando toda la población vacunada ya era hora de relajar las medidas. «La derecha habla de libertad en vez de la izquierda, es el mundo al revés», aseveró el director de la Dirección General de Tráfico.

pERE NAVARRO: «La derecha habla de libertad en vez de la izquierda, es el mundo al revés»

Asimismo, Pere Navarro aprovechó este encuentro para recomendarle al ministro tomar medidas efectivas en la estrategia de lucha contra la Covid a pesar de la polarización del arco parlamentario. Y es que cabe destacar que la medida estrella del Ejecutivo para la sexta ola de pandemia es la vuelta de la mascarilla en exteriores en todos los lugares excepto cuando se este haciendo deporte de forma individual o en la naturaleza cuando sea posible mantener una distancia de 1,5 metros con otras personas no convivientes. Cabe destacar que desde que el Consejo de Ministro extraordinario aprobó esta medida, España ha sumado más de un millón de contagios, es decir, la mascarilla al aire libre es poco efectiva ya que la variante ómicron sigue pulverizando récords de positivos por coronavirus.

Por todo ello, Pere Navarro se suma a los ciudadanos que aplauden la gestión de la pandemia que instaurado Isabel Díaz Ayuso en la región capitolina. La presidenta de la Comunidad de Madrid ha abogado por conciliar la economía con la salud evitando los cierres y las restricciones a la hostelería y al pequeño comercio, algo que ha brillado por su ausencia en muchas otras comunidades autónomas. La Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid, liderada por Enrique Ruiz Escudero, ha rechazado los cierres autonómicos que se implantaban desde otros Ejecutivos regionales y ha apostado por convivir con el virus sin prohibiciones de gran magnitud.

La gestión de la pandemia llevada a cabo en Madrid ha sido elogiada por la prensa extranjera que incluso ha llegado a otorgarle premios a la propia Isabel Díaz Ayuso como el galardón Bruno Leoni que la presidenta madrileña obtuvo en Milán en reconocimiento a su labor durante la pandemia. Pero estas políticas para luchar contra el coronavirus también han llevado al Gobierno de la Comunidad de Madrid a enfrentarse en diversos momentos con las autoridades sanitarias del Gobierno de España que apostaban por una mayor prudencia. No obstante, muchos ciudadanos apoyan a la Isabel Díaz Ayuso en su gestión de la pandemia y a este séquito de «ayusers» se le une, contra todo pronóstico, nada más y nada menos que el director de la DGT, Pere Navarro.

INTERIOR SE DEFIENDE

Tras las recomendaciones del titular de la DGT, fuentes de Interior aseguran que el ministro y su gabinete han defendido las políticas enmarcadas dentro de la estrategia de contención del coronavirus impulsadas por el Gobierno de España. Altos cargos del departamento de Grande-Marlaska avisaron a Pere Navarro de que muchas de las medidas fueron tomadas sin saber qué iba a ocurrir con la evolución epidemiológica de la pandemia por coronavirus.

Fernando Grande-Marlaska
Fernando Grande-Marlaska (PSOE)

Cabe destacar que el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, defiende las políticas implantadas por Pedro Sánchez allí donde vaya. El presidente del Gobierno fue quien le colocó en el cargo por lo que la fidelidad del ministro es su moneda de cambio. A pesar de todas las vicisitudes que acarrea una responsabilidad como la de Grande-Marlaska, el ministro ha surfeado las polémicas que le han salpicado desde que es el máximo representante ministerial. Asimismo, el jefe del Ejecutivo nacional, Pedro Sánchez, ha pasado por alto todas estas críticas y decidió que terminará la legislatura al contrario de cesarle como ya ocurrió con otros ministros en la remodelación de Gobierno realizada por el presidente en julio de 2021. Fernando Grande-Marlaska sigue al frente del Ministerio del Interior siendo el máximo responsable de la seguridad ciudadana de los españoles.