miércoles, 17 agosto 2022 07:39

Exteriores se olvida del nombre del Rey, pero no del segundo apellido de Albares

El Rey inauguró el pasado jueves la nueva sede del Ministerio de Exteriores en la Plaza del Marqués de Salamanca en Madrid, en compañía del Ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel Albares. Hasta aquí todo habitual. Lo que no le es en absoluto y que ha provocado críticas y chanzas a partes iguales, es que en la placa que se suele descubrir por tal motivo no aparecía el nombre del Rey, mientras que claramente está el nombre completo del ministro.

En ella se puede leer “Su Majestad el Rey inauguró esta sede del Ministerio de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación, siendo ministro don José Manuel Albares Bueno”. Enseguida se preguntaron por qué le ministro aparecía con su nombre completo y el Rey simplemente con su título, pero no nombre, por no hablar de que los que acudan al lugar y vean la placa no tengan ni idea de en qué fecha estuvieron, porque no aparece tampoco.

Placa Rey Albares

CRÍTICAS DE LA OPOSICIÓN AL OLVIDO AL REY

Una de las primeras reacciones a la ya famosa placa fue la de Vox, de la mano de su portavoz en el Congreso de los Diputados, Iván Espinosa de los Monteros. Se lo han tomado a broma, puesto que se ha burlado del ministro de Asuntos Exteriores, UE y Cooperación, por haber omitido el nombre de Felipe VI en una placa colocada en su Ministerio.

“¿tan difícil era poner el nombre de felipe Vi?”

En un mensaje en Twitter escrito el mismo jueves, Espinosa de los Monteros ha dado la “enhorabuena” a Albares por la inauguración de la nueva sede y ha comentado la placa, acompañando su mensaje con una foto en la que se aprecia la misma. “Me parece normal que salga tu cargo y nombre en la placa conmemorativa de la inauguración, pero… ¿tan difícil era poner el nombre de Felipe VI?“, ha señalado con ironía.

También el ex diputado de Ciudadanos Juan Carlos Girauta se hacía eco de la curiosa circunstancia, con un tono más agresivo y menos irónico que el de Espinosa de los Monteros.

EXTERIORES SE DEFIENDE

Tampoco tardó el ministerio protagonista del olvido en la placa inaugural en expresar su opinión al respecto, defendiéndose de las críticas. Fuentes de Exteriores explicaron que el texto de la placa inaugural “se elaboró siguiendo los modelos que habitualmente se utilizan para este tipo de eventos”. “Este tipo de placas en las que sólo figura la fórmula ‘Su Majestad el Rey’ es práctica habitual para este tipo de actos”, han defendido desde el departamento que dirige Albares.

El ministerio también informó a través de un comunicado que el Rey Felipe VI visitó la zona de atención al público, la sala de prensa, el nuevo auditorio y otras áreas de trabajo del Ministerio. Además, estuvo conversando con algunos de los trabajadores, así como celebrar una reunión con Albares y su equipo directivo. Y como no, el monarca firmó en el Libro de Honor del Ministerio. Todo habitual y normal, hasta que llegó la ya famosa imagen y escena de la placa conmemorativa de su visita, donde no aparece su nombre, mientras que el de Albares aparecía hasta con su segundo apellido.

UN EDIFICIO CON UNA OBRA LARGA QUE EL REY HA INAUGURADO POR FIN

El edificio había sufrido una gran obra de rehabilitación, que acabó esta pasada primavera. Se desalojó en 2004 por problemas de contaminación ambiental y en 2012 es cuando se pensó desde el Gobierno en la rehabilitación del edificio. Las obras comenzaron en 2017 y el plazo de ejecución previsto duraba hasta enero de 2019, con un presupuesto inicial de unos 60 millones de euros. Finalmente, como suele ocurrir, el coste total fue de más de 84 millones.