sábado, 28 enero 2023 00:50

València homenajea al «maestro» Blasco Ibáñez casi un siglo después de su muerte

El Cementerio General de València ha acogido este viernes el homenaje que el Ayuntamiento ha realizado al escritor Vicente Blasco Ibáñez con motivo del 94 cumpleaños de su muerte. «A pesar del paso del tiempo, el valor de su legado justifica ampliamente este tipo de actos en memoria del hombre que unió su popularidad universal al nombre de su ciudad natal».

Así lo ha manifestado la concejala de Patrimonio, Gloria Tello, en un acto que ha contado con el edil de Cementerios, Alejandro Ramon, y en el que se han dado cita amigos y entidades blasquistas, recoge el consistorio.

«Tanto en vida, como después de su muerte, el pueblo valenciano le demostró continuamente su afecto al ‘maestro’, y muchos, un culto idolátrico», ha subrayado la edil al recordar que esto queda plasmado en la muestra organizada en el marco de la semana de homenajes de València al novelista, ‘El maig de 1921’, que todavía se puede visitar en la sala municipal de exposiciones.

También recuerdan las hemerotecas «la profunda conmoción que causó su muerte» y el ambiente que se respiró València el día en que Blasco fue enterrado en Menton. «Los comercios cerraron a la hora en la que a centenares de kilómetros tenía lugar el sepelio. Frente al edificio de la editorial Prometeo, se amontonaban miles de personas con flores y ramos, ansiosas de expresar su duelo estampando una firma en el libro de condolencias».

Tello se ha hecho eco de las doscientas mil firmas que se recogieron entonces y ha recordado que «muchas más serían las personas que, cinco años después, en 1933, volvieron a ocupar las calles de la ciudad para recibir los restos mortales del escritor».

Ante estas evidencias, que forman parte de la memoria colectiva, «el Ayuntamiento se siente obligado y comprometido con la tarea de difundir y perpetuar una herencia que posee una naturaleza identitaria».

En esta línea trabaja la Concejalía con iniciativas como el traslado definitivo del magnífico cenotafio, esculpido por Mariano Benlliure y que iba a formar parte del mausoleo, donde reposarían por siempre jamás los restos de don Vicente. Los visitantes ya pueden admirar esta espectacular obra de un escultor que también hizo siempre gala de su valencianía y de su íntima amistad con Blasco, del que precisamente este año se cumplen 75 años de su muerte.

En general, la concejala ha agradecido el trabajo de las entidades blasquistas y de los investigadores que han permitido que, tantos años después, la ciudad continúe recordando y teniendo muy presente a uno de sus valencianos más universales.