domingo, 5 febrero 2023 11:20

Albares ofrece el respaldo de España para las reformas en Cuba

El ministro de Asuntos Exteriores, UE y Cooperación, José Manuel Albares, ha ofrecido este lunes el respaldo de España a Cuba para las reformas que se deben acometer en la isla y también a Venezuela para que pueda retomarse el diálogo entre Gobierno y oposición.

En su comparecencia ante la Comisión de Asuntos Iberoamericanos del Senado, ha insistido una vez más en que Iberoamérica son más que los tres países de los que se suele hablar –Cuba, Venezuela y Nicaragua– y ha defendido que a su juicio «es una grave irresponsabilidad conducir a los españoles a pensar de esa manera», en un mensaje dirigido a la oposición.

Respecto a Cuba, Albares ha dicho que el Gobierno ve «con gran preocupación» los acontecimientos a raíz de la protestas del 11 de julio y de la movilización fallida del 15 de noviembre. En este sentido, ha aprovechado para pedir nuevamente que «se respete y garantice el derecho de manifestación y expresión pacífica de todos los ciudadanos».

En opinión del jefe de la diplomacia, esto forma parte esencial del «proceso de reforma, trasformación y apertura de espacios que debe llevarse a cabo en Cuba y que España está dispuesta a respaldar».

Por lo que se refiere a Venezuela, Albares ha reconocido que las recientes elecciones municipales y regionales han representado «avances» pero «no han cumplido los estándares democráticos».

Asimismo ha señalado que la participación de la oposición por primera vez desde 2015 ha supuesto «un paso adelante en la recuperación de espacios democráticos» y ha considerado que la victoria del candidato opositor en la repetición electoral en Barinas «demuestra que hay una vía democrática y de diálogo en Venezuela, aunque sea frágil y estrecha».

REANUDACIÓN DEL DIÁLOGO EN VENEZUELA

Así las cosas, ha sostenido que las recomendaciones formuladas por la misión de observación de la UE «deben servir de hoja de ruta para avanzar hacia unas elecciones presidenciales libres y transparentes» en Venezuela, para lo cual «es esencial que se retomen cuanto antes las negociaciones en México» entre Gobierno y oposición, ahora suspendidas y que «España apoya».

En este sentido, ante las críticas de la oposición, ha defendido que el Ejecutivo está en contacto tanto con el Gobierno de Nicolás Maduro como con la oposición, citando los casos concretos de Leopoldo López y de Henrique Capriles, al tiempo que ha reconocido que Juan Guaidó, que se autoproclamó presidente encargado hace dos años, es «un interlocutor privilegiado» y por ello el encargado de negocios español en Caracas mantuvo con él un encuentro la semana pasada.

Albares ha recalcado que el Gobierno no quiere «decidir quién es el presidente de Venezuela, ni en ningún país del mundo» sino que lo que quiere «es que lo puedan decidir los venezolanos». «Hablamos con todos para poder favorecer eso, que la solución venga de los propios venezolanos».

En cuanto a Nicaragua, el ministro ha defendido que ha sido España la que ha marcado la posición de la UE y la que promovió las últimas sanciones que se han dictado contra el régimen de Daniel Ortega. Tras reconocer que el país atraviesa «la peor crisis desde que se restableció la democracia en 1990, ha aprovechado una vez más para reclamar la liberación de todos los presos políticos.

El jefe de la diplomacia ha aprovechado para hablar de otros países, alertando entre otras cosas de la situación en Haití así como de «la situación de erosión de la independencia judicial y el Estado de Derecho» que está teniendo lugar en El Salvador o Guatemala o la reciente elección de Gabriel Boric en Chile.

LOS LAZOS CON MÉXICO SE VAN A REFORZAR

También ha hecho mención especial a México, «un socio estratégico para España al que nos une una rica agenda de intereses compartidos y profundos lazos», ha aseverado.

Según ha dicho, «hay interés de abrir una nueva página» en la relación, después de unas recientes declaraciones positivas por parte del presidente de este país, Andrés Manuel López Obrador, quien ha reclamado a España que pida perdón por la colonización. «En los próximos meses vamos a reforzar mucho las relaciones con México», ha adelantado.

Asimismo, ante las críticas formuladas tanto por el senador de Compromís Carles Mulet como la de ERC Ana María Surra de que no se presta atención a la situación en otros países como Colombia, Brasil, Perú o Ecuador, el ministro ha recalcado que el Gobierno quiere para todos los países «el respeto de los Derechos Humanos, justicia social, progreso económico, Estado de Derecho y democracia».

«No tenemos ningún interés de molestar a un país sí y a uno no, en sacar los colores», ha defendido Albares, aunque pueda ser el caso de «otros» ha dicho, en alusión a la oposición. «No es el caso del Gobierno», ha remarcado.