martes, 28 junio 2022 19:37

Pablo Casado da por finalizada su etapa como líder del Partido Popular

El hasta ahora presidente del Partido Popular, Pablo Casado, da por finalizada su etapa como líder de la formación, según ha anunciado durante su intervención en la Junta Directiva Nacional. El líder de la formación ha tomado la decisión de dejar su cargo tras la polémica que lleva días salpicando a la formación popular. El pasado miércoles, estalló la noticia del espionaje interno a la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, por haber dado presuntamente una concesión pública irregular a su hermano. A partir de ese momento, la tormenta no ha cesado en el seno interno del partido. Por este motivo, Pablo Casado se ha visto obligado a presentar su dimisión como dirigente del partido y le ha deseado “muy sinceramente toda la suerte al próximo presidente del PP”, que, previsiblemente, será Alberto Núñez Feijoo.

Pablo Casado ha presidido la Junta Directiva Nacional del Partido Popular y ha emitido un discurso para hacer un repaso de los últimos acontecimientos y dar por terminada su etapa como presidente de la formación. Así, ha asegurado que tiene la conciencia muy tranquila, llena de agradecimiento, sin rencor ni frustración. Aunque sí ha lamentado “todo lo que haya hecho mal y la situación que han sufrido durante esta semana nuestros militantes y votantes”, en referencia al espionaje interno de Génova a Ayuso y todo lo que ha provocado este asunto. Por otra parte, le ha dedicado unas palabras a su posiblemente sustituto Alberto Núñez Feijoo, sobre quien ha afirmado que siempre le ha brindado “su lealtad y amistad, las mismas que recibirá de mí para lo que decida hacer en el futuro”. Todo un guiño a quien suena con más fuerza para ostentar el liderazgo del grupo popular, a quien le desea suerte.

Casado afirma que tiene la conciencia muy tranquila, llena de agradecimiento, sin rencor ni frustración

El primero en dimitir ha sido el secretario general del Partido Popular, Teodoro García Egea, quien ha anunciado en la tarde del martes que dejaba su cargo en la formación como resultado de la crisis interna que atraviesa el grupo. Y es que, los focos apuntaban a García Egea y Casado como artífices de la trama del espionaje a la líder madrileña. Así, la presión en un primer momento procedía de los ciudadanos, que no dudaron en salir a manifestarse contra los dos líderes del grupo popular y en defensa de Ayuso y, posteriormente, la prensa. Finalmente, los propios miembros del partido abrieron la veda a una cascada de dimisiones. Esto ha provocado que Egea haya tomado la decisión de dejar su cargo. Ahora se ha sumado también Pablo Casado, que ha presentado su dimisión como líder del Partido Popular.

Otra de las integrantes de la formación que ha presentado su dimisión ha sido Andrea Levy, que ha abandonado su puesto como presidenta del Comité de Derechos y Garantías del Partido Popular. El anuncio ha sido compartido por la propia Levy a través de su cuenta de Twitter. Además, ha aprovechado la ocasión para pedir la convocatoria de un Congreso Extraordinario y ha lamentado con “mucho dolor y tristeza el espectáculo dado estos días. No lo merecen nuestros afiliados ni nuestro país”.

alberto núñez feijoo será previsiblemente su sustituto

Además, posiblemente será el presidente gallego, Alberto Núñez Feijoo, quien pase a ocupar el puesto de Casado liderando al grupo popular. Y es que, Feijoo lleva días planeando la forma de hacerse con el poder. Por ello, llegó a un acuerdo con Ayuso para acabar con Pablo Casado y con Teodoro García Egea. Algo que parece que finalmente han conseguido, ahora solo falta que terminen de cumplirse sus planes y Feijoo consiga la presidencia del PP y Ayuso la del PP de Madrid, para presentarse a las próximas autonómicas y sacar mayoría absoluta.

Feijoo

La guerra entre el líder del Partido Popular, Pablo Casado, y la presidenta de la Comunidad de Madrid por el PP, Isabel Díaz Ayuso, estalló tras darse a conocer un supuesto espionaje de Génova a la líder regional en la noche del pasado miércoles. Y es que, el grupo popular utilizó presuntamente a la Empresa Municipal de la Vivienda y Suelo (EMVS), un organismo que depende del Ayuntamiento para llevar a cabo dichas indagaciones.  En Génova buscaban encontrar información comprometedora del hermano de de la presidenta madrileña, ya que sospechaban que se había llevado una comisión a cambio de otorgarle un contrato público de 1,5 millones de euros a la mercantil Priviet Sportive SL, cuyo administrador podría ser un amigo del investigado. Todo ello empleando fondos públicos desde el Ayuntamiento de Madrid y a través de la Empresa de Vivienda.

LAS CLAVES DEL ‘HARAKIRI’ DEL PP

La guerra interna del Partido Popular es una cuestión que viene gestándose desde hace tiempo. Que Ayuso quiere hacerse con el poder del partido en Madrid es un hecho, y que Pablo Casado y la facción interna del grupo popular están intentando evitarlo también. Así, desde Génova llevan tiempo tratando de frenar el imparable ascenso político de la presidenta autonómica. Por ello, Casado puso a Almeida en la carrera por liderar el PP de Madrid porque simplemente quería poner piedras en el camino de Ayuso.

El congreso regional del Partido Popular en Madrid es el foco de todo y uno de los motivos de la guerra interna. Por un lado, la presidenta quiere que se celebre cuanto antes este evento para empezar a preparar las elecciones municipales de 2023. En el lado contrario, Génova quiere retrasarlo todo lo posible para tratar de encontrar algo que hunda a la presidenta y evitar así que se haga con el poder del grupo en la región. Ya que consideran que Ayuso quiere el liderato regional como el primer paso para llegar a la presidencia del partido a nivel nacional.

A pesar de que en las últimas semanas, Casado y Ayuso habían enterrado el hacha de guerra para no perjudicar las elecciones en Castilla y León, solo se trataba de una tregua a medias, ya que Casado trató de aparecer lo menos posible junto a la presidenta de Madrid en actos públicos. Sin embargo, la paz ya se ha terminado después de que saltara la noticia de que el PP está investigando a Ayuso, y en especial, a su hermano, para tratar de encontrar algo con lo que poder «atar en corto» a la presidenta y manejar sus actos desde Génova. El Partido Popular empleó, supuestamente, a la empresa municipal para llevar a cabo toda una investigación contra la líder madrileña y, en particular, contra su hermano. Así, EMVS contrató a un detective para indagar acerca de un posible cobro de comisiones a cambio de contratos públicos.