sábado, 28 mayo 2022 16:24

El déficit público se sitúa en el 0,47% del PIB en enero y el del Estado baja al 0,87% del PIB hasta febrero

El déficit del conjunto de las administraciones públicas se situó en enero en los 6.134 millones de euros, lo que equivale al 0,47% del PIB y representa una caída del 30% respecto a enero de 2021, de acuerdo con los datos publicados este jueves por el Ministerio de Hacienda. Si se incluye el saldo de la ayuda a las instituciones financieras, el déficit se mantiene en el 0,47% del PIB.

Por su parte, el déficit del Estado, en este caso hasta el mes de febrero, se ha situado en 11.364 millones de euros, lo que supone una caída del 27,6% respecto al mismo periodo del año anterior y se sitúa en el 0,87% del PIB, frente al 1,3% existente en febrero de 2021.

Hacienda ha destacado que este resultado se debe al «robusto» incremento de los ingresos no financieros del 15,8%, frente al comportamiento de los gastos, que decrecen a un ritmo del 2,2%. Estos primeros meses del año aún no recogen el impacto de la guerra ni de las medidas de apoyo aprobadas por el Gobierno, que entran en vigor mañana.

Asimismo, Hacienda ha indicado que la evolución hasta febrero muestra que el déficit del Estado continúa la senda descendente iniciada en 2021 como consecuencia de la reactivación económica por el avance del proceso de vacunación y las menores restricciones derivadas del Covid-19.

En concreto, los recursos no financieros se sitúan en 25.515 millones, lo que supone n 15,8% más respecto al mismo periodo de 2021. Los impuestos alcanzan los 21.301 millones y crecen un 17,2% respecto a febrero de 2022.

En concreto, los impuestos sobre la producción y las importaciones aumentan un 14,9%. Los ingresos por IVA se elevan un 17,3%, mientras que los impuestos corrientes sobre la renta y el patrimonio crecen un 23,9%debido al IRPF, que se incrementa un 26,8%, y al aumento del Impuestosobre Sociedades, que se eleva un 1,7%.

Asimismo, el Impuesto sobre la Renta de No Residentes se incrementa un 46,7%, y los ingresos de las cotizaciones sociales son los únicos que descienden, en concreto un 1,5%.

Las rentas de la propiedad disminuyen un 27,5% respecto a 2021, comoconsecuencia del descenso del 29,2% de los ingresos por intereses, al tiempo que los ingresos procedentes de la venta de bienes y servicios crecen un 35,5%, hasta los 298 millones.

CAEN LOS GASTOS

Por el lado de los gastos, los empleos no financieros del Estado se han situado en 36.879 millones, cifra inferior en un 2,2% a la registrada en los dos primeros meses de 2021.

La partida de mayor volumen, que son las transferencias entreAdministraciones Públicas, asciende a finales de febrero a 21.234 millones, lo que supone una disminución del 5,6% respecto al mismoperiodo de 2021.

Esta reducción, explica Hacienda, se debe fundamentalmente a que los Fondos de la Seguridad Social han recibido hasta febrero un 30,4% menos recursos, por la ausencia en 2022 de transferencias al SEPE. No obstante, estas cifras recogen una mayor transferencia para dependencia (455 millones más).

Las entregas a cuenta del sistema de financiación de comunidadesautónomas han sido de 12.322 millones, frente a 11.667 millones en 2021,por tanto, se incrementan un 5,6%. Por su parte las transferencias a laAdministración Local han aumentado un 13,7%, con 3.568 millones.

De su lado, la remuneración de asalariados crece un 3,9%. Esta rúbrica, que asciende a 2.978 millones, incorpora la subida salarial para este ejercicio del 2% frente a un incremento salarial del 0,9% en 2021.

Los consumos intermedios han ascendido a 1.050 millones, un 37,8%más de gasto que en el mismo periodo de 2021. Por su parte, los intereses devengados crecen un 11,6%, hasta situarse en 3.826 millones, mientras que las prestaciones sociales distintas de las transferencias sociales aumentan un 6,8%, cifra que incorpora una revalorización de las pensiones de Clases Pasivas del 2,5% con carácter general y del 3% en las mínimas.

En cuanto al déficit público hasta enero, el saldo negativo del Estado se situó en el 0,33% del PIB, alcanzando la cifra de 4.327 millones, un 31,9% inferior al registrado en enero de 2021.

LIGERO DÉFICIT DE LAS CCAA EN ENERO

Las comunidades autónomas registraron un déficit en enero de 443 millones, lo que equivale al 0,03% del PIB. Este resultado obedece a unadisminución de los gastos del 0,4%, frente a un aumento de los ingresos del 6,8%.

Por su parte, los Fondos de la Seguridad Social en enero de 2022 registran un déficit de 585 millones, lo que representa el 0,04% del PIB. Este comportamiento es consecuencia de una disminución de los ingresos del 3,7%, pese al buen comportamiento de las cotizaciones, con un crecimiento del 4,8%; frente al descenso registrado en los gastos de un 1,7%.

Más concretamente, la Seguridad Social registra en enero un déficit de 515 millones. Los recursos han ascendido a 12.890 millones, registrándose un crecimiento del 4,6% de las cotizaciones sociales. Las transferencias recibidas, principalmente del Estado, han disminuido por el adelanto de ejecución que tuvo lugar en 2021 de los fondos destinados a financiar complementos de pensiones mínimas.

AUMENTA EL GASTO DE LA SEGURIDAD SOCIAL

Por su parte, en lo que respecta al gasto, que se totaliza en 13.405 millones, se corresponde en gran medida con el gasto en pensiones, que crece en un 6,7%.

Al igual que ya ocurrió en 2021, destacan los datos registrados por el Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE), que ha obtenido un déficit de 73 millones, inferior en un 91,4% al del año anterior. Este comportamiento se debe, en gran medida, al descenso del conjunto de prestaciones por desempleo vinculadas a los ERTE y otras medidas Covid, que alcanzan los 58 millones, mientras que en 2021 el gasto se elevó en este periodo a 841 millones.

El resto de las prestaciones de desempleo se reduce en un 0,8% respecto al año anterior. El número de beneficiarios de las prestaciones de desempleo a finales de enero se ha reducido un 21,5% respecto a 2021.

Por último, el Fogasa presenta un superávit de 3 millones, frente a los 6 millones de déficit registrados en el mismo periodo de 2021.