jueves, 19 mayo 2022 10:19

El futuro de Ana Pastor se complica: ni Tellado ni Feijoo «la soportan»

Ana Pastor está en la cuerda floja. La diputada del Partido Popular es una superviviente, ha visto como la dirección de la formación ha ido cambiando de presidente mientras ella aguantaba en las filas populares. Sin embargo, la guerra interna de PP y los cambios de capitán y movimientos internos han puesto a Pastor en una situación complicada. Los nuevos líderes de la formación consideran que no hay cabida para la política en el nuevo proyecto de futuro del grupo. Que el presidente gallego, Alberto Núñez Feijoo, no soporta a Pastor es un secreto a voces. Se ha relacionado poco con el futuro presidente, lo que ya complicaba su continuidad en el partido. Pero es que en Galicia tampoco quieren saber nada de ella. El portavoz del PP de Galicia, Miguel Tellado, tampoco quiere ni oír hablar de la diputada. Y es que ni Feijoo ni Tellado «la soportan», lo que está complicando considerablemente su continuidad en la formación.

Los cambios en el Partido Popular están moviendo toda la estructura interna de la formación. La guerra interna en el grupo ha dado lugar a ceses, dimisiones, nombramientos, traslados, acercamientos y un sin fin de movimientos. El espionaje de Génova a la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, provocó la salido partido de Pablo Casado y Teodoro García Egea. Además, abrió una caza de brujas contra los fieles tanto el presidente del PP como al exsecretario del partido. Así, los ‘casadistas’ y ‘teístas’ que continúan en las filas del grupo popular están en el punto de mira del futuro nuevo presidente. Aunque ya hay algunos que se encuentran en una situación complicada y por muchos esfuerzos que hagan por seducir a Feijoo tienen más un pie fuera que dentro.

Este es el caso de Ana Pastor, que está desesperada por afianzar su continuidad en la formación y está haciendo grandes esfuerzos por agasajar y seducir al entorno más cercano de Feijoo, aunque sin mucho éxito. Y es que, en la crisis interna de los populares, Pastor eligió el bando perdedor, apostó por Casado en lugar de apoyar a Ayuso. Pero cuando veía que el barco de Casado comenzaba a hundirse, fue la primera en pedir su dimisión. Un cambio de opinión que no ha gustado nada al nuevo equipo de Génova y que ha complicado la continuidad de la política en las filas del grupo. Además, si en la cúpula nacional lo tiene muy difícil, en Galicia tampoco quieren ni oír hablar de ella.

El problema es que en Génova son conscientes de las dos versiones. Vieron a Pastor criticar a Ayuso encarecidamente cuando se puso sobre la mesa la comisión que cobró su hermano Tomás. Y también fue la primera, según el relato que ella vende a los suyos, en pedir la dimisión de Casado cuando la tormenta dio un giro de 180 grados. Ha mantenido las dos posturas y ahora lo intenta arreglar hablando maravillas de Alberto Núñez Feijoo. Sin embargo, parece que estos halagos no convence al futuro presidente del grupo.

Pastor está desesperada por ganarse el visto bueno de la nueva cúpula de Génova. Que Feijoo «no soporta» a Ana Pastor es una afirmación que se repite constantemente cuando se bucea en el Partido Popular. Por eso su estrategia es intentar seducir al entorno cercano del futuro presidente de la formación. Así, ha viajado directamente a Galicia, la tierra de Alberto Núñez Feijoo, para localizar a todos y cada uno de los hombres y mujeres de confianza del presidente de la Xunta para dejarles claro que es leal a Feijoo y que quiere formar parte de su equipo. La expresidenta del Congreso está tan desesperada y obsesionada con mantenerse en la formación que le da igual en el puesto que le coloque el líder de Galicia con tal de seguir bajo las siglas del PP.

ana pastor tiene un pie fuera de la formación

Sin embargo, parece que sus esfuerzos han sido en vano, en Galicia tampoco ha convencido a nadie, en especial a Miguel Tellado que, al igual que su jefe, no «la soporta». El portavoz del PP en Galicia no quiere saber nada de Pastor. La actitud de la política en la crisis interna no ha gustado nadie, lo ven como un movimiento interesado, que mira más porque su propio beneficio que por el del grupo. Y esto en el equipo de Feijoo no ha gustado lo más mínimo y ya han dejado claro que no quieren este tipo de perfiles en su proyecto de futuro. La eterna popular, que ha aguantado en las filas a pesar de todas las tormentas que han vivido en Génova, está a un paso de decir adiós a la que ha sido su casa durante tantos años. Pastor podría verse obligada a poner fin a su etapa como popular después de tantos años sirviendo en sus filas.