sábado, 28 mayo 2022 00:30

El PSOE apoyará el texto de Podemos por un referéndum en el Sáhara, si no se incluyen reproches al Gobierno

El PSOE está dispuesto a apoyar en el Congreso la iniciativa de Podemos, ERC y Bildu en favor de un referéndum en el Sáhara Occidental, pero lo condiciona a que los grupos proponentes no acepten añadidos como los que plantea el PNV, que propone incluir una condena expresa del cambio de posición del Gobierno.

Unidas Podemos, ERC y Bildu han venido criticando la decisión del presidente Pedro Sánchez de apostar por el plan marroquí de autonomía para el Sáhara como la mejor propuesta para resolver ese contencioso, pues lo consideran un giro que aleja a España de las resoluciones que hablan de la autodeterminación del Sáhara, lo que incluye también la opción de la independencia.

Así lo recogen en la exposición de motivos de su proposición no de ley, pero en la parte que se votará este jueves en el Pleno del Congreso no hablan de autodeterminación, sino de un referéndum en el marco de las resoluciones de Naciones Unidas y «en el convencimiento de que sólo el diálogo, la negociación y el acuerdo llevado a cabo de buena fe y de manera constructiva, conforme al Derecho Internacional, ayudarán a alcanzar una solución política justa, realista, viable y aceptable por ambas partes al conflicto en el Sáhara Occidental».

PSOE INSISTE EN UNA SOLUCIÓN «REALISTA» EN EL MARCO DE LA ONU

Y el PSOE, que niega un cambio de posición del Gobierno, entiende que ese texto es aceptable porque apuesta por una solución dialogada que sea «realista», en el marco de la legalidad internacional y de las resoluciones de la ONU, y «aceptable por ambas partes», según ha remarcado el portavoz del Grupo Socialista, Héctor Gómez.

Ahora bien, Héctor Gómez ha recalcado que el PSOE se reserva su voto si al final Podemos, ERC y Bildu modifican esa redacción aceptando algunas de las enmiendas planteadas por otros grupos. «En función de lo que se acepten, marcaremos una posición definitiva», ha añadido.

Y es que el PNV ha registrado una enmienda, a la que ha tenido acceso Europa Press, con la que quiere añadir una condena expresa del cambio de posición del Gobierno, algo que los socialistas no aceptarían.

«El Congreso manifiesta su disconformidad con el cambio de postura del Gobierno, un giro radical y unilateral que supone alinearse plenamente con las aspiraciones del reino de Marruecos de considerar como propio el territorio del Sáhara», se dice en la enmienda del PNV.

Y añaden un segundo párrafo para que el Congreso proclame su apuesta por «el derecho de autodeterminación del pueblo saharaui» y que debe respetarse como legítima la opción de la independencia del Sáhara.

También Ciudadanos ha presentado otra enmienda para que se incluya un mandato al Gobierno para que recomponga relaciones con Argelia, el otro país magrebí implicado en el contencioso, que no ha ocultado su malestar por el cambio de posición del Ejecutivo.

EL PP TAMBIÉN APOYARÍA EL TEXTO ACTUAL

El debate de la proposición no de ley tendrá lugar finalmente este miércoles en el Pleno del Congreso, ya que se ha pospuesto un día por la videoconferencia del residente de Ucrania, Vlodomir Zelenski. En cualquier caso, la votación seguirá siendo el jueves, y todo apunta a que, si no hay cambios en el texto, la iniciativa se aprobará con una holgada mayoría.

Y es que incluso el PP ha mostrado su disposición a apoyar esa redacción actual, ya que, según Cuca Gamarra, «responde a la posición en la que siempre ha estado el PP». «Es perfectamente asumible y como no hemos cambiado, seguimos en el mismo sitio», ha señalado, quedando eso sí a la espera del debate y de las posibles enmiendas.

Desde Vox, su portavoz parlamentario, Iván Espinosa de los Monteros, mantiene su rechazo a lo que denomina «volantazo» de Sánchez, que no considera una posición de estado y que no piensan respetar si llegan a la Moncloa, y ha criticado que Podemos aire reproches al PSOE para luego presentar un texto que intenta «exculpar» a sus ministros y que los socialistas aceptan: «Es fabuloso–se ha burlado–. Un Gobierno compuesto por dos partidos que apoyan una proposición que critica al propio Gobierno».