martes, 27 septiembre 2022 12:15

Montero considera de una «gravedad absoluta» los audios entre Cospedal y Villarejo

La ministra de Igualdad, Irene Montero, ha considerado este lunes de «una gravedad absoluta» los audios difundidos por el diario ‘El País’ entre la exsecretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, y el excomisario José Manuel Villarejo a propósito de la ‘caja B’ del PP.

Montero, en declaraciones a la cadena SER recogidas, ha recordado que uno de los elementos centrales de la moción de censura contra Mariano Rajoy fue la corrupción «como forma de gobierno», algo que «no es una cuestión del pasado», sino que también «se está viendo» con los contratos de las mascarillas adjudicados por el Ayuntamiento y la Comunidad de Madrid «en plena emergencia sanitaria», ha remarcado.

«Al final, lo que implican los gobiernos de la derecha con la extrema derecha es usar el dinero de todos para dárselo a sus amigos en lugar de utilizarlos para mejorar la vida de la gente. Por eso es tan importante ser conscientes de lo que nos estamos jugando en este nuevo ciclo electoral», ha subrayado.

Según revela ‘El País’, la que fuera secretaria general del Partido Popular entre 2008 y 2018, María Dolores de Cospedal, pidió en enero de 2013 ayuda al entonces comisario José Manuel Villarejo, ahora jubilado, para frenar la publicación de los denominados ‘papeles de Bárcenas’, los documentos que evidenciaban la existencia de una ‘caja b’ en el partido.

El diario ha publicado hoy un audio de una conversación entre Cospedal y Villarejo que se produjo el 20 de enero, después de que el 18 de enero ‘El Mundo’ hiciese una publicación sobre que el pago de sobresueldos en negro a una parte de la cúpula del PP.

En la conversación, grabada por Villarejo –se requisó en su vivienda por orden judicial dentro de la Operación Tándem–, Cospedal expresa su preocupación por el hecho de que los papeles, a los que denomina «libretita de Bárcenas», estuvieran en poder de periodistas, y cuestionaba si éstos tenían una lista de los supuestos beneficiarios de los sobresueldos.