domingo, 14 agosto 2022 08:34

La Guardia Civil tiene tartanas entre sus vehículos: más de 15 años de antigüedad y 500.000 km

La Guardia Civil tiene tartanas por coches. Distintas agrupaciones dentro del instituto armado cuentan con un parque móvil muy antiguo donde los coches superan los 15 años y tienen más de 500.000km de rodaje. Málaga y Aragón son principalmente los territorios afectados por estas cuestiones. Aunque se trata de un problema generalizado. Y es que parece ser que el Nixan Patrol es el coche por excelencia de la Guardia Civil, dado que la directora General instituto armado no parece estar por la labor de renovar los vehículos de su organismo. Esta es una cuestión que no han dudado en denunciar desde la Asociación Unificada de la Guardia Civil (AUGC), quienes aseguran que es necesario un cambio y que se lleve a cabo la renovación ya que los agentes cuentan con vehículos inoperables. Esta asociación destaca que en algunos departamentos hay coches de entre 15 y 20 años. A ellos se suman todas las averías que presentan, que cada vez son más constantes y, en ocasiones, lleva a que estén inmovilizados.

La Asociación Unificada de la Guardia Civil (AUGC) ha destacado el problema que viven los parques móviles del instituto armado y, en especial, destaca la situación que viven en dos territorios. En Málaga, cuenta con vehículo de mucha antigüedad como el Peugeot 307 que tiene más de 20 años o el Opel Astra con más de 15 años. Es decir, que los agentes se ven obligados a utilizar a unas tartanas que cuentas con averías constantes. Además, en este territorio, el servicio de Seguridad Ciudadana tiene hasta seis vehículos inmovilizados. Desde Málaga aseguran que en estás condiciones no se pueden sacar más de tres patrullas debido a la falta de material y stock para llevarlos acabo.

la guardia civil tiene tartanas por coches

Los coches no es lo único que escasea en este territorio. Los todoterrenos tampoco abundan en Málaga. Así, cuentan con un parque móvil “obsoleto y poco operativo”, que provoca acarrea dificultades para llevar a cabo los servicios de Seguridad Ciudadana. Esto también afecta a la población malagueña, dado que los agentes llegan con retraso a los servicios, aseguran desde la asociación. Además, en muchas ocasiones estos servicios requieren una intervención rápida que no es posible llevar a cabo por falta de vehículos o porque en algunas ocasiones los guardias civiles se quedan tirados con los coches. Por ello, reclaman que la directora General de la Guardia Civil tome medidas cuanto antes para paliar esta situación. Entre las estrategias que proponen desde AUGC es que podrían adquirir por renting los vehículos y así cambiaros a los pocos años. Una cuestión que ya lleva a cabo el Cuerpo Nacional de la Policía. “Los guardias civiles seguimos con coches patrulla con veinte años y no hay stock para reponer los averiados y dar un servicio eficaz”.

Aunque Málaga no es el único territorio que tienen problemas con los vehículo que emplean sus agentes. En la Comandancia de Zaragoza cuentan con 40 coches con más de 300.000km de rodaje. En el caso de Teruel son 31 vehículos y en Huesca 40. Es decir todos Aragón tiene problemas en el parque móvil de los departamentos de Guardia Civil, donde los agentes deben realizar sus funciones de seguridad con vehículos viejos y con muchos kilómetros. Este hecho, destacan desde AUGC, reduce “enormemente” la operatividad de las patrullas y la eficacia del servicios que deben prestar a los ciudadanos velando por sus seguridad. Además, aseguran que supone todo un riesgo conducir un vehículo antiguo, algo de los que advierten desde la Dirección General de Tráfico (DGT), debido a que duplica el riesgo de sufrir un accidente mortal.

Y es que, en la Comandancia de Zaragoza el 45% de los vehículos de su flota cuentan con más de 10 años de antigüedad, en la de Teruel la cifra asciende a 46%, y en el caso de Huesca el 41% de vehículos con dicha antigüedad. La AUGC afirma que es “clarificante” de la situación denunciada ver cómo en los últimos tres años la Comandancia de Zaragoza solamente ha incrementado su flota en 7 vehículos, en el caso de Huesca en 4 vehículos y en Teruel han visto reducido en un vehículo su parque móvil. Y es que, la crisis ha hecho que la directora General de la Guardia Civil, María Gámez, no haya querido renovar la flota de esta comunidad y por ello el parque móvil se ha quedado obsoleto.

LA GUARDIA CIVIL SE BUSCA LA VIDA ANTE LA FALTA DE UNIFORMES

Los uniformes están muy cotizados dentro de la Guardia Civil. Los agentes del cuerpo policial se están viendo obligados a reciclar ropa de otros departamentos, gastada o pequeña porque desde la Dirección General de la Guardia Civil no les dan fondos con los que adquirir ropa de trabajo. Un problema que no han dudado en denunciar en la Asociación Unificada de Guardias Civiles (AUGC) a través de un comunicado difundido en su página web, quienes consideran que deben dotarles de la indumentaria adecuada para realizar el servicio. Y es que, Pedro Carmona, portavoz de AUGC, ha asegurado a MONCLOA.com que se trata de un problema generalizado en todos los departamentos. Además, ha puesto el foco en la Directora General de la Guardia Civil, María Gámez, sobre quien ha afirmado que está obligando a los agentes a “buscarse la vida” para conseguir ropa de trabajo con la que realizar los servicios. “Es un cachondeo”, ha sentenciado.