sábado, 13 agosto 2022 10:46

La Escuela Militar de Helicópteros incorporará el nuevo Airbus Helicopters H135

La Escuela Militar de Helicópteros del Ejército del Aire español, coincidiendo además con el centenario de la apertura de la base aérea de Armilla (Granada) donde tiene sede, ultima su preparación para la modernización integral de su sistema de enseñanza, que incluye la llegada del helicóptero H135 del que su fabricante Airbus Helicopters entregará antes de final de año la primera unidad.

La Escuela Militar de Helicópteros, que está organizada en torno al Ala 78, es la cuna de todos los helicopteristas de las Fuerzas Armadas (FAS) españolas  y de uno de sus principales cuerpos de seguridad, la Guardia Civil. La instalación aeronáutica celebró el pasado 27 de junio el centenario de su puesta en marcha, con una ceremonia oficial que incluyó una exhibición de su patrulla acrobática de helicópteros Aspa.

La Escuela se asienta en Armilla desde 1980, cuando se creó la inicialmente denominada Ala de Enseñanza 78, que asumió las misiones asignadas hasta ese momento a la Escuela de Helicópteros del Ejército del Aire, basada hasta entonces en el también histórico aeródromo de Cuatro Vientos (Madrid) desde  su creación en 1960. 

Desde entonces en estas instalaciones andaluzas del Ejército del Aire se han formado aproximadamente unos 1.000 mecánicos y 4.000 pilotos de los dos Ejércitos, la Armada, entre ellos el mismísimo actual rey Felipe VI en 1996 cuando era Príncipe de Asturias, además de los de la Benemérita y algunos de la Policía Nacional.

Año a año la actual Escuela Militar de Helicópteros capacita y certifica a unos 25 alumnos anualmente para pilotar dichas aeronaves de ala rotatoria, además de dar otro tipo de cursos, como los de mecánica, contando para ello con una plantilla de unas 450 personas, 400 militares y en torno a medio centenar de personal civil contratado por el Ministerio de Defensa.

Pero dicha eficacia se basa en muy buena medida en el material de vuelo, formado actualmente por una veterana flota de 8 Sikorsky S-76C o HE.24 según su designación militar, además de cerca de una quincena de los relativamente modernos Airbus Helicopters EC120 (actualmente H120). Desde hace años el Ejército del Aire tenía programado sustituir los S-76C, pero no sería hasta diciembre del año pasado cuando se anunció la firma de un contrato entre Airbus HelicoptersEspaña (AHE) y los ministerios de Defensa e Interior españoles para dotarse de 36 helicópteros H135 de su último modelo. De éstos la mitad irán destinados a las FAS, en concreto 11 para dicho centro docente del Ejército del Aire, y 7 para la Armada española con los que se sustituirán a los también más que veteranos Hughes 500 de la Sexta Escuadrilla de la Flotilla de Aeronaves (FLOAN).

Ahora a través del medio oficial del Ejército del Aire sabemos que la Escuela Militar de Helicópteros está inmersa en un proceso integral de modernización y adaptación a las nuevas tecnologías y reglas aeronáuticas, como es la creación de las reglas de aeronavegabilidad del cielo único europeo.

Entre los objetivos en los que se está trabajando está el de la implementación de un nuevo sistema de entrenamiento o Integrated Training System-Helicopters (ITS-H), destinado a potenciar los cada vez más demandados medios de enseñanza virtual y la simulación en el marco de un nuevo syllabus para el curso de Piloto Militar de Helicópteros. En este sentido es vital contar con un helicóptero de última generación, como es el H135, que desde 2016 empezaron a estar dotados del revolucionario sistema de aviónica Helionix, en continua evolución. Así su cabina de mando o cockpit está diseñada para aumentar la conciencia situacional de la tripulación, contando para manejar la aeronave con tres grandes pantallas multifunción, una de las cuales facilita los datos esenciales de los motores, mientras que las otras dos táctiles permiten el manejo de los sistemas de navegación mediante el sistema GPS/Nav/Comm GTN-750 y el sistema integral de comunicaciones.  También el estándar Helionix facilita a la tripulación un sistema de asesoramiento del tráfico TAS620A para ayudar a los pilotos a detectar y evitar la trayectoria de otras aeronaves con las que se puedan encontrar durante el vuelo. Además dichas pantallas  son plenamente compatibles con el uso para vuelo nocturno usando gafas de visión nocturna o Night Vision Goggles (NVG).

Según dicho  acuerdo de 2021 entre la oficina del programa del Ministerio de Defensa, que forma parte de la Dirección General de Armamento y Material (DGAM) y AHE, el primero de los nuevos H135 se entregará antes de fin de año. Aunque eso no significa que llegue a Armilla de inmediato, ya que estas aeronaves que se construyen en la factoría de Airbus Helicopters de Marignane (Marsella-Francia) primero se trasladan ya en vuelo a la planta de AHE sita en Albacete, donde se adaptan o customizan a los requerimientos militares españoles, que son principalmente asociados al sistema de comunicaciones.  Además, los primeros H135 se usarán para transformar a un pequeño núcleo de pilotos profesores de la Escuela Militar de Helicópteros y mecánicos, que servirán de base para que el Ejército del Aire implante un plan de instrucción generalizado en Armilla para adaptarse lo antes posible al nuevo material.

Con la llegada de los H135, y la baja de los S-76C, se estandarizará todo el ciclo de enseñanza en vuelo con el material de Airbus Helicopter, ya que actualmente para la fase inicial de enseñanza se utiliza el referido H120. Esta iniciativa facilitará mucho la posterior transición de los nuevos pilotos de helicópteros a los modernos sistemas que operan las FAS españolas, principalmente el NHIndustries NH90, que también suministra AHE a éstas.