domingo, 14 agosto 2022 01:39

La embajada de Venezuela pide a la DGT reconsiderar el canje del carnet de conducir de los venezolanos

La Embajada de Venezuela en España solicitará a las autoridades de la Dirección General de Tránsito (DGT) que reconsidere la posibilidad de retomar el canje de los carnet de conducir de los venezolanos que están en España. después que la semana pasada las autoridades españolas anunciara que no se realizarían más estos canjes.

La información la dio a conocer el embajador Antonio Ecarri, representante del gobierno interino de Juan Guaidó en el Reino de España, quien aseguró que pedirán a las autoridades españolas que a los venezolanos que deseen hacer en canje de sus carnets de conducir se les haga una evaluación práctica a fin de verificar que tengan conocimientos sobre cómo conducir y que de esta manera se puedan validar sus licencias.

“Nosotros estamos sorprendidos, por una noticia poco grata para todos los venezolanos que están en España. Estamos convencidos de que es por la desidia del Instituto Nacional de Transporte Terrestre, que no han sido diligentes en responder las peticiones hechas desde España por la DGT”, señaló el representante diplomático venezolano.

Ecarri aprovechó la oportunidad para aclarar que en el caso de las más de mil personas que fueron detenidas en 2021 por las autoridades españolas, por supuestamente tener carnets de conducir falsos, que en ninguno de estos casos se pudo comprobar que los documentos eran falsificados, por lo que los expedientes fueron todos archivados. “Nosotros rechazamos la tergiversación sobre la existencia de falsos carnets de conducir, porque no consta en ningún tribunal ni instancia española que haya sido así”, dijo el embajador en conversación con los medios de comunicación.

Para la representación diplomática venezolana ante el Reino de España es importante destacar que en el caso de que haya venezolanos que comentan irregularidades, estos hechos no son respaldados por ellos, pero advierten que hasta ahora en los casos de supuesta falsificación, no hay ningún ciudadano del país suramericano que haya cometido un delito asociado a este hecho.

De momento, se está buscando una solución para que continúen los canjes y la propuesta de la representación venezolana, que ya ha sido propuesto con anterioridad, es que se les haga una evaluación práctica a los venezolanos, pues consideran que esta es una manera no drástica de suspender definitivamente el convenio que existía entre Venezuela y España.

Las autoridades venezolanas destacadas en España advierten que esta medida del Gobierno español afecta a un gran número de venezolanos que han llegado al país y cuyo único sustento es trabajar como repartidores de alimentos en las diferentes aplicaciones que existen y que además en muchos puestos de trabajo exigen como requisito que las personas tengan carnet de conducir, por lo que negarles la posibilidad de canjear sus licencias limita aún más las opciones laborales a esta comunidad de inmigrantes.

Este canje de los carnets de conducir entre ambos países se inició en 2005, pero durante los últimos años, a propósito del incremento de la llegada de venezolanos a España, ha habido varios episodios durante los cuales las autoridades españolas han suspendido momentáneamente el canje.

Pero en esta oportunidad, las autoridades españolas aclaran que la decisión fue tomada debido a que no han recibido respuestas por parte de las autoridades venezolana, quienes a partir de 2017 comenzaron a emitir un carnet de conducir en formato PDF, en reemplazo del típico carnet que se emitía anteriormente.

De acuerdo con las autoridades españolas, “para solventar la situación de inseguridad jurídica producida por las dificultades para determinar la autenticidad de los permisos de conducir venezolanos” se iniciaron varios esfuerzos diplomáticos para “proceder a la suspensión de la aplicación del Canje de Cartas”, señalaron a través del comunicado de prensa con el cual se anunció la suspensión del canje de los permisos de conducir de venezolanos en España.

El embajador Ecarri señaló que es completamente normal que las autoridades españolas tengan desconfianza de los documentos emitidos en Venezuela, debido a todas las irregularidades que ocurren en las instituciones de ese país, que están todas bajo el control del régimen de Nicolás Maduro.

Recordó que este no es el único problema que padecen los venezolanos que están en el país, quienes además tienen dificultades para tramitar sus pasaportes y otros documentos de identidad, debido a la incompetencia de la representación consular, que está bajo la administración del régimen de Nicolás Maduro.

“Lo que pasa es que el régimen venezolano no hacen el más mínimo esfuerzo por resolver los problemas que puedan tener los venezolanos que están en el exterior. Yo no creo que exista en el mundo entero ningún gobierno serio que deje de atender a sus ciudadanos, sin importar la inclinación política que tengan”, dijo el embajador Ecarri.

Las autoridades venezolanas en España esperan que próximamente los organismos españoles den una respuesta a esta petición que formalizarán esta misma semana, con el propósito de poder ofrecer una respuesta a la comunidad de venezolanos que viven en el país, y que de acuerdo con las cifras oficiales, ya supera los 440 mil ciudadanos.