jueves, 11 agosto 2022 01:47

Fernando Grande-Marlaska compra entrecot para los presos de las cárceles de Baleares

La ropa, la comida y un sitio en el dormir son algunas de las cosas que se suministran a los presos de las cárceles españoles y que se pagan con el dinero de los ciudadanos. Y es que, el Ministerio del Interior, capitaneado por Fernando Grande-Marlaska, quiere llevar a cabo un contratos sobre el suministro de de materias primas para la alimentación de los internos de los centros penitenciarios de Ibiza, Menorca y Palma de Mallorca. Para ello, según los cálculos de este departamento, prevén que el valor de este acuerdo podría ser de casi dos millones de euros. En concreto, la inversión que destinarán asciende a 1.949.279,64 euros. Sin embargo, hay un producto dentro de esta lista de la compra que resulta, cuanto menos, llamativo. Se trata del entrecot de vacuno, una de las mejores partes del animal. Eso sí, esta comida será pagada con el dinero público de las arcas de Estado. Es decir, que los ciudadanos españoles van a pagar este “manjar” cárnico a los presos de las cárceles de las Islas Baleares.

El Boletín Oficial del Estado (BOE) publicado un anunciado de licitación del Ministerio del Interior, el órgano que dirige Fernando Grande-Marlaska. Se trata de un acuerdo por el suministro de materias primas para la alimentación de los internos de los centros penitenciarios de: Ibiza, Menorca y Palma de Mallorca. Además, prevén que este contrato podría tener un valor de 1.949.279,64 euros, según estiman. Con esta inversión podrán realizar la lista de la compra de todas las prisiones que se encuentran en estas tres islas de Baleares. Verduras, carnes, pescados, bollería, aceites, lácteos, embutidos, frutas o legumbres son algunos de los productos que parece en este acuerdo. Estas son algunas de las comidas que el departamento de Fernando Grande-Marlaska va a facilitar a las cárceles de Baleares.

El entrecot no podía faltar en el menú de las cárceles de ibiza, menorca y palma de mallorca

El documento al que ha tenido acceso MONCLOA.com se detallan los víveres que se pretenden adquirir con este contrato, los cuales estarán repartido en 24 lotes en función de tipo de comida que sea. Sin embargo, hay un producto que llama especialmente la atención. Se trata del entrecot, el cual llegará a las cocinas de las prisiones de Ibiza, Menorca y Palma de Mallorca. Esta es una carne es una de las “partes nobles” del vacuno, es decir, una de las mejores carnes de este animal y, por ende, su precio también es más elevado que otras piezas. En el supermercado tiene un precio de venta al público que ronda los 20 euros el kilo, algo que para los presos resultará totalmente gratis, dado que Fernando Grande-Marlaska pagará este producto con el dinero de todos los ciudadanos españoles.

Además, el encargado de que esta carne llegue a las prisiones de Ibiza, Menorca y Palma de Mallorca es el director y gerente de la Entidad Estatal de Derecho Público Trabajo Penitenciario y Formación para el Empleo, José Suárez Tascón. Este alto cargo es el responsable de que los presos tengan en su menú un plato muy especial, el entrecot. Así, los reclusos disfrutarán de una de las mejores partes de este animal gracias a todos los ciudadanos españoles.

FERNANDO GRANDE-MARLASKA GASTA 3 MILLONES DE EUROS EN COMPRAR TABACO A LOS DETENIDOS

La comida, el tabaco y la bebida de los detenidos en los centros policiales se pagan con dinero público. El ministerio del Interior se va a gastar más de tres millones de euros de las arcas públicas en dar de comer a los detenidos que yacen en las comisarias tras haber protagonizado algún altercado. En concreto, esta partida asciende a 3.753.631,42 de euros que irá a financiar alimentos, bebidas, tabaco y productos afines para los detenidos en dependencias policiales. Casi cuatro millones de euros procedentes de los contribuyentes van a parar a suministrar de cigarrillos a los detenidos por la Policía Nacional. Los vicios de los detenidos los pagan los españoles. Según con documento al que ha tenido acceso MONCLOA.com, el ministerio del Interior busca una empresa que suministre raciones alimenticias para las personas detenidas en los centros policiales del país.

En concreto, estos suministros llegarán a las comisarias de la Comunidad de Madrid, Castilla y León, Andalucía, Extremadura, Ceuta, Melilla y Canarias. Estas siete regiones recibirán la generosa partida de 3.753.631,42 euros con la que podrán contratar a una empresa capaz de dar víveres, entre los que se encuentran cajetillas de tabaco, a sus detenidos. El propio documento detalla que entre estos víveres se deben encontrar alimentos, bebidas y tabaco, entre otros productos afines que puedan necesitar los detenidos. Todo orientado a que las personas que hayan sido retenidas por los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado pueden pasar una estancia agradable en los calabozos de las comisarias donde hayan ido a parar después de algún episodio. Ni cigarrillos, ni bebidas van a faltar en los centros policiales españoles.