jueves, 6 octubre 2022 05:40

Podemos Euskadi ve «Ayusista» el argumento de Imaz sobre subir impuestos

El diputado de Unidas Podemos por Bizkaia, Roberto Uriarte, cree «Ayusista o Trumpista» el argumento de que «no hay que poner impuestos a ricos porque repercutirá en los pobres» que ha utilizado el consejero delegado de Repsol, Josu Jon Imaz, para rechazar que se grave a las empresas energéticas por beneficios extraordinarios.

En una entrevista concedida a Radio Popular-Herri Irratia, Uriarte ha asegurado que, «cuando las grandes empresas del Ibex tienen tanto enfado y tanto rechazo a los impuestos», es porque «su concepto ético y función social es nula». «Les importa un bledo que, por consecuencia de la pandemia o de la guerra, la gente esté pagando más, porque ellos están ganando mucho más, con lo cual están encantados de la vida», ha añadido.

A su juicio, «no hay nada menos ejemplar que una persona esté ganando cuarenta veces más que el presidente del Gobierno». «Me parece insultante», ha indicado.

Roberto Uriarte ha recordado que Josu Jon Imaz «pasó de dirigir el PNV a presidir Petronor», y ha manifestado que se trata de «gestores de poder concentrado, a veces político y a veces económico».

«REPARTIR EL TRIGO»

El diputado vizcaíno de Unidas Podemos ha abogado «por repartir trigo» en la actual situación económica. «La prioridad absoluta es plantar cara a la inflación y tomar medidas para que no baje la capacidad adquisitiva de las personas que tienen menos recursos», ha añadido.

Además, cree que debería existir «un sentido de responsabilidad social» por parte de las grandes empresas que, a su juicio, no existe. «Hoy en día es pelotazo y para adelante, y sálvese quien pueda. Creo que hay que cambiar esa cultura de base», ha manifestado.

El diputado de Unidas Podemos ha señalado que «una sociedad mínimamente solidaria no se tendría que plantear que haga falta conflictividad para que la gente que está más golpeada por el momento inflacionista tenga un mínimo de armas para salir adelante».

Por último, ha defendido que cada vez es mayor «la fortaleza» del Gobierno central y está «más consolidado», de forma que ya «han tirado la toalla hasta los partidos que apuestan por la ruptura y el adelanto electoral». «Se dan cuenta de que el Ejecutivo está cohesionado y va a acabar la legislatura», ha concluido.