sábado, 24 septiembre 2022 17:47

Aprender a jugar al Poker: Cómo se juega al Texas Holdem

#APUESTAS | Contenido para mayores de 18 años

El Poker Texas Holdem es una de las variedades de póker más jugadas actualmente. Sus normas son muy fáciles de comprender, aunque se puede jugar siguiendo muchas estrategias diferentes y eso es lo que da complejidad a juego y hace que algunos de sus jugadores se conviertan en auténticos expertos.

A continuación, queremos explicarte cómo se juega al poker Texas Holdem para que aprendas las normas básicas de este tipo de póker y entres a todas tus partidas con conocimiento de causa.

Así se juega al Poker Texas Holdem

Como hemos mencionado, las normas que sigue el póker Texas Holdem no son difíciles de captar, pero se puede jugar a este juego siguiendo una variedad infinita de estrategias tácticas y matrices que te harán ser el mejor jugador la mesa. Te recomendamos que antes de apostar dinero real puedes comenzar haciendo algunas prácticas y simulaciones casino online.

Uno de los mejores casinos actualmente es el GGpoker. Te dejamos con su web oficial para que puedas echar un vistazo a las opciones que ofrecen a sus jugadores. Estas son las reglas básicas del Texas Holdem, que te permitirán aprender a jugar tus mejores partidas y a ser cada vez mejor con las cartas que tengas en la mano.

Antes de todo

Antes de todo, lo primero que debes saber tus partidas de póker Texas Holdem es que el objetivo hay que debes llegar es conseguir la mejor jugada de toda la mesa.

Eso podrás lograrlo usando las dos cartas que tengas en la mano y las cinco cartas comunitarias que haya sobre la mesa. En algunas ocasiones utilizarás tus dos cartas ocultas, en otras ocasiones solamente empleadas una de ellas y otras veces no utilizarás ninguna de las que tienes en la mano, porque no te interesan para tu jugada final.

Las ciegas

Las ciegas son las apuestas que se hacen antes de que el crupier reparta las primeras cartas. Cada jugador deberá hacer una apuesta mínima para poder entrar a la partida. Estas apuestas se llaman ciegas porque los jugadores todavía ni siquiera han visto sus dos primeras cartas, por lo tanto, están apostando totalmente a ciegas. 

El reparto

una vez se hayan hecho las primeras apuestas llamadas ciegas, el crupier repartirá las dos primeras cartas de la partida. Cuando cada jugador haya visto sus dos primeras cartas, procederá a hacer la primera puesta. En ese momento tiene tres opciones diferentes. La primera es retirarse: esta opción debe ser elegida por todos aquellos jugadores que no vean clara su jugada con las dos cartas que acaban de recibir. De momento este jugador no tendrá que apostar más, pero perderá el dinero de la ciega.

La segunda opción que tiene cada jugador es la de ir. Con esta opción el jugador hará una pequeña apuesta para igualar la ciega se ha puesto en un inicio. En caso de que las dos cartas que haya recibido el jugador sean muy buenas y este vea una jugada clara para ganar, el jugador podrá aumentar la apuesta y subir la cantidad mínima que han apostado todos los demás jugadores. En el momento en el que todos los jugadores hayan apostado la misma cantidad sobre la mesa, será el momento de continuar con la partida.

1.ª revelación

Ahora llegará el momento de la primera revelación en la que el crupier mostrara sobre la mesa las tres primeras cartas comunitarias. Cada jugador deberá comenzar a ser sus propias estrategias y a intentar encontrar la mejor figura para ganar la partida. Una vez los jugadores hayan tenido tiempo para formar sus primeras estrategias, les pedirá que procedan a otra ronda de apuestas. Esta ronda de apuestas es completamente igual a la anterior, y cada jugador tendrá la opción de retirarse, ir o superar la apuesta.

2.ª revelación

En la segunda revelación, el crupier mostrará sobre la mesa la cuarta carta comunitaria y los jugadores deberán seguir haciendo sus apuestas, esta vez con mucha más información. Una vez todos los jugadores hayan tenido tiempo de pensar se procederá a hacer la última apuesta. Al ser la apuesta definitiva, los jugadores deberán arriesgarse para conseguir los objetivos que quieran lograr en la partida.

Revelación definitiva

Esta es la revelación que nos llevará al final de la partida. El crupier mostrará sobre la mesa la quinta y última carta comunitaria que será la definitiva para que los jugadores puedan hacer sus jugadas. Cada jugador mostrará sobre la mesa su mano, con las jugadas que ha podido crear y el jugador que tenga una figura más alta será el ganador y se llevará todo el dinero que haya encima de la mesa.

Ahora ya sabes cómo se juega al Texas Holdem y has aprendido a jugar a este nuevo método de póker. Recuerda siempre que, el juego tiene que ir vinculado a la diversión y que cuando sientas que este te está atando o te está haciendo apostar cantidades superiores a las que deseabas, deberás dejar tus partidas a tiempo.