martes, 29 noviembre 2022 05:04

Carmen Calvo busca ahondar en las tensiones del PSOE con el lobby LGTBI

Carmen Calvo ha decidido soltar una bomba que podría agitar el PSOE a nivel interno. La exvicepresidenta del Gobierno se ha situado en el foco mediático en los último días y todo por unas declaraciones en las que no ha dudado en meterse con el proyecto estrella de la ministra de Igualdad, Irene Montero. Se trata de la Ley Trans y Carmen Calvo aseguró que esta normativa podría «destrozar toda la legislación de Igualdad». Sin embargo, parece ser que lo motivos que han llevado a esta político ha realizar estas declaraciones van allá de lo que puede entenderse si se mira solo en la superficie. Y es que, lo que Carmen Calvo pretendía al realizar estas afirmaciones era ahondar en las tensiones internas que hay en el PSOE respecto al lobby LGTBI. La formación socialista esta dividida entre los conservadores que prefieren no acercarse demasiado a las propuestas LGTBI de Irene Montero y aquellos que abrazan todos tipo de medidas respecto a este colectivo. Así, Carmen Calvo ha metido el dedo en la llaga para avivar las tensión socialistas respecto al colectivo LGTBI.

La exvicepresidente del Gobierno Carmen Calvo salió de las filas del Ejecutivo durante el verano del año 2021, cuando se produjo la crisis en la que Pedro Sánchez se deshizo de varios ministros. Llamadas tensas, destituciones sorpresa y muchas caras nuevas fueron los ambientes que se vivieron en ese momento. Entre las señaladas para abandonar la casa se encontraba Carmen Calvo, quien pasó de ser vicepresidenta primera del Gobierno y ministra de la Presidencia, Relaciones con las Cortes y Memoria Democrática a no ser nada. Y ahora parece que ha decidido cobrarse su pequeña venganza y avivar el avispero utilizando la Ley Trans para ello. Así, durante una entrevista en un medio de comunicación español, aseguró que dicha normativa podría «destrozar toda la legislación de Igualdad». Y aunque aparentemente este era un dardo dirigido hacia la titular de Igualdad, estas afirmaciones tienen otra lectura.

Carmen calvo sabe que los socialistas están divididos respecto a los temas del colectivo lgtbi

Dentro de las filas de Ferraz, hay dos bandos de políticos divididos respecto a un tema, el colectivo LGTBI. En el PSOE se trata de un tema que ha dividido a los miembros de la formación dado que muchos abrazan las medidas de Irene Montero y otros huyen de ellas. Esto es algo bien sabido en el Partido Socialista y por este motivo tratan de no sacar a relucir este tema y eso es precisamente lo que ha hecho Carmen Calvo. La exvicepresidenta ha puesto la bomba sobre la mesa y sus declaraciones hagan efecto dentro de la formación. Carmen Calvo tenía un objetivo claro y era ahondar en las tensiones internar que hay dentro del PSOE entorno al lobby LGTBI. Ella quería avivar el avispero y incrementar la tensión dentro de las filas del grupo socialista.

Además de colar la bomba dentro del PSOE también ha levantado tensiones y criticas por parte de Unidas Podemos. Y es que, desde las filas de la formación morada no han dudado en criticar a Carmen Calvo y sus declaraciones, dado que las consideran totalmente desacertadas. Además, han asegurado que se trata de una medida necesaria para continuar avanzando en los derechos de este colectivo. Sin embargo, el partido que dirige Ione Belarra no es el único que ha criticado esta normativa de la Irene Montero no duda en sacar pecho a la menor ocasión posible. Y es que, a pesar de que fue aprobada por el Consejo de Ministros en pleno verano, se trata de una ley que ha suscitado gran controversia entre los partidos de la oposición pero también entre ciertos sectores de la izquierda.

CARMEN CALVO NO ES LA ÚNICA QUE HA CRITICADO LA LEY TRANS

El anteproyecto de la ley trans ha sido aprobado por el Consejo de Ministros. Este texto, no exento de polémica, ha suscitado gran controversia ya que propone la libre «autodeterminación de género» que provocará serios problemas jurídicos ya que los derechos que implica ser hombre o mujer respecto a la ley u otros aspectos como el deporte pueden ser modificados en cualquier momento. La ley trans permitirá que cualquier persona, incluso menores, puedan acudir a un registro civil y cambiar su sexo en el DNI aunque mantenga su genitalidad, su físico y el nombre que recibió al nacer. Lo podrán hacer sin necesidad de testigos ni de pruebas ni informes médicos y en un plazo de tres meses. Esta ley ha sido propuesta por el Ministerio de Igualdad liderado por Irene Montero y ha desatado ampollas entre los diferentes partidos políticos y ha dividido a las formaciones de izquierdas: algunos sectores del PSOE la han rechazado y el Partido Comunista de los Trabajadores de España cree que es «un retroceso en derecho» y «significa un serio riesgo para la lucha de la mujer, y también de las personas homosexuales«.