martes, 28 mayo 2024

El centro de Madrid se llena de ovejas, cabras y pastores para celebrar la XXIX Fiesta de la Trashumancia

El centro de Madrid se ha llenado este domingo de alrededor de 1.200 ovejas merinas y 200 cabras retinas del rebaño del Concejo de la Mesta, acompañadas por sus pastores, para celebrar la XXIX Fiesta de la Trashumancia. Se trata de una celebración que se lleva a cabo en Madrid desde 1994 para defender este tipo de pastoreo de ganadería extensiva beneficioso para la biodiversidad y para luchar contra el cambio climático, así como para preservar las vías pecuarias como corredores ecológicos.

Pastores y animales han salido a las 10.30 horas de la Casa de Campo y bajo la atenta mirada de los madrileños, que han aprovechado para disfrutar de ellos y hacer fotos con sus telefónos móviles, han recorrido varias de las principales calles de la capital. Han estado acompañados por representantes de la cultura popular procedentes de diversas comarcas trashumantes españolas y, en esta ocasión, consecuencia de las obras de la Puerta del Sol, han pasado por primera vez por la Plaza Mayor.

El encargado de atender el rebaño, Javier Castellano, ha explicado, en declaraciones a Europa Press, que la jornada ha ido bien pese a que las ovejas al entrar a Madrid se estresan. Castellano ha lamentado que este año, «con tanta sequía», no hayan encontrado agua en su recorrido para hidratar a las ovejas. «Normalmente vamos todos los años al Canal de Isabel II pero este año ha venido tan seco y tan malo que no ha venido agua por ningún sitio y nos hemos quedado sin ella hasta que hemos llegado a Cibeles», ha subrayado.

Entre las reclamaciones de los pastores que han participado en la fiesta se encuentra la mejora de las vías pecuarias y un mayor apoyo al pastoreo trashumante, que según afirman, es «prioritario» para generar empleo en el medio rural, para controlar los incendios forestales y lograr un desarrollo sostenible de todo el territorio nacional y su adaptación al cambio climático.

A su llegada al Ayuntamiento de la capital, el alcalde, José Luis Martínez-Almeida, ha recibido los ’50 maravedíes al millar’ que recoge la Concordia de 1418 entre los procuradores del Concejo de la Villa y los Hombres y Mujeres Buenos de la Mesta y que era el pago de tributos a las autoridades por hacer uso de los caminos ganaderos.

Tras la lectura de ese texto, el alcalde ha explicado que «lo más bonito y emocionante del día han sido las miles y miles de personas que en todo el recorrido» les han aplaudido y han querido estar con ellos para conocer la trashumancia». «Muchas gracias por conservar y preservar el entorno rural, nuestra cultura y tradiciones y una actividad económica también esencial y determinante», ha señalado.