jueves, 8 diciembre 2022 03:31

La España Vaciada se alía con una escisión de la UCD para reanimarse

Los colectivos que integran la plataforma de la España Vaciada encaran el próximo ciclo electoral con cierto desánimo tras la publicación de varias encuestas que pronostican su pinchazo. La ligera decepción que le supusieron las elecciones castellanoleonesas (a cuenta de su incapacidad para obtener ni un solo procurador fuera de Soria) y el revés que sufrieron en las últimas andaluzas ha sido el caldo de cultivo propicio para que este fenómeno electoral se relaje. 

Su irrelevancia para la gobernabilidad de Castilla y León, y su postura clientelar en la región tras mostrarse dispuesto a apoyar un Ejecutivo cogobernado por el ala más dura de Vox a cambio de inversiones, podría provocar que algunos de los apoyos que concitaba se marchen a fuerzas como el PSOE.

Los socialistas, necesitados de recuperar voto centrista tras la subida del PP de Alberto Núñez Feijóo entre los caladeros templados, intentan cazar al electorado sensible hacia el fenómeno de la despoblación mediante el anuncio de medidas hacia las provincias más afectadas por la sangría demográfica que sufren los entornos rurales. 

Pedro Sánchez anunció hace unos días una serie de bonificaciones fiscales al empleo indefinido para las provincias más afectadas por la despoblación: «Vamos a desplegar ayudas de funcionamiento en las tres provincias con menor densidad de población. Me refiero a Soria, Teruel y Cuenca que, como saben, fueron incluidas por la Comisión Europea en el nuevo Mapa de Ayudas de Finalidad Regional. Estas nuevas ayudas, permitirán una reducción de las cotizaciones empresariales en los contratos indefinidos ya existentes y en los nuevos contratos indefinidos que se firmen», aseguró.

TEMOR EN LOS BASTIONES DE LA ESPAÑA VACIADA

La España Vaciada sueña con formar grupo parlamentario en la próxima legislatura en el Congreso y a ello ayudaría que obtuviese unos buenos números en las próximas elecciones municipales y autonómicas.

La plataforma cree que podría hacerse con numerosas alcaldías y concejalías, pero, curiosamente, en sus dos graneros de voto, las ciudades de Soria y Teruel, hay una creciente inseguridad porque el PSOE y el PP cuentan con encuestas que pronostican que obtendrán mayorías absolutas con los actuales alcaldes Carlos Martínez y Emma Boj al frente. 

LA ESPAÑA VACIADA PINCHA EN LA CALLE

Un fenómeno literario amplificado por la prensa logró que aflorase la sensibilidad de la ciudadanía hacia la España despoblada tras décadas de abandono estatal y autonómico hacia los núcleos menos habitados.

En marzo de 2019 alrededor de 100.000 personas salieron a las calles de Madrid para gritar ‘basta’ contra la marginación rural y este exitoso bautismo fue el trampolín para el éxito de Teruel Existe en las estatales de noviembre de este mismo año. 

Es evidente que en la plataforma hay cierto disgusto porque en su última movilización convocada hace unos días bajo el lema ‘Yo paro por mi pueblo’ no se obtuvo la respuesta ciudadana esperada.

PACTO CON UN VIEJO ROCKERO DE LA POLÍTICA RIOJANA

El nerviosismo que reina en la España Vaciada tras perder foco en los últimos meses les ha llevado a romper su estrategia de presentarse únicamente con sus siglas y formalizar un acuerdo con un partido que dentro de dos meses cumplirá 40 años: el Partido Riojano.

Esta formación nació a finales de 1982 de la mano del presidente regional Javier Rodríguez Moroy, que abandonó la UCD, no le fue aceptada su solicitud de ingreso en el CDS y fundó el entonces Partido Riojano Progresista, que tuvo voz en el Parlamento autonómico hasta 2015. 

Este partido sueña con volver a la Cámara riojana tras varios años sobreviviendo únicamente en ayuntamientos como Logroño, Haro, Nájera y Villamediana, gobernados en la actualidad por el PSOE con el apoyo de este partido.

El líder regionalista Rubén Antoñanzas, que ejerce de concejal de Deportes del Ayuntamiento de Logroño que lidera el PSOE, asegura que el Partido Riojano ha visto que comparte problemas «con otros territorios y podemos aplicar soluciones que ellos ya han puesto en marcha o adoptar medidas conjuntas más ambiciosas que si las tomáramos en solitario».

«Consideramos que 40 años después de que se aprobara el Estatuto de Autonomía, La Rioja debe trascender para conseguir mucho más de lo logrado hasta el momento. Y, con ella, debe avanzar y trascender el Partido Riojano», señala Antoñanzas.

El edil cree que «por fin La Rioja va a tener una voz fuerte en toda España de la mano del Partido que lleva su nombre y de la España Vaciada. Va a ser una voz potente porque es la que nace de dentro, de los pueblos, de los barrios, de esa realidad profunda a la que los partidos tradicionales no hacen caso. Una voz fuerte porque está harta; muchos españoles, muchos riojanos, estamos hartos de que no se nos oiga».

«Con el respaldo nacional de España Vaciada vamos a presentar una alternativa muy potente a la desilusión que PSOE y PP representan. Por fin, los riojanos que quieren tener un referente nacional no se van a tener que resignar con votar lo mismo. Tendrán una opción con proyección nacional pero de riojanos, de gente que ama su tierra y la pone por encima de cualquier otro interés», añade.

En este acuerdo que podría dar fuerza al Partido Riojano ha pesado la figura de Inmaculada Sáenz, exconcejal del PSOE de Logroño, alcaldesa de una localidad de 89 habitantes (Nieva de Cameros) y líder de la España Vaciada en La Rioja.

LAS CLAVES DE LA DESPOBLACIÓN EN ESPAÑA

Asegura la plataforma de la España Vaciada que actualmente en el Estado el 70% de la población vive en el 30% del territorio, «fruto de un proceso histórico relativamente reciente que ha venido vaciando de población gran parte de la España del interior que otrora fueron ciudades, villas y pueblos ricos en historia, patrimonio y personas». 

«Denominamos ‘España Vaciada’ a esos territorios que han venido perdiendo progresivamente población, desde mediados del siglo XX y continuado en el XXI, afectados por políticas económicas y estructurales que han facilitado el desequilibrio territorial,  la concentración de la población en grandes urbes y determinadas áreas geográficas, y han provocado el declive de dichos territorios perdiendo masivamente personas, servicios,  infraestructuras y oportunidades laborales», señalan.

También afirman que la despoblación «amenaza a dos tercios de España, es decir, a todo un espacio formado por provincias y comarcas, pequeñas ciudades y pueblos, que han sido marginados en su desarrollo económico y social».