martes, 28 mayo 2024

Sumar no quiere a Roberto Sotomayor ni en pintura: solo sirve de relleno

El candidato de Podemos en el Ayuntamiento de Madrid, Roberto Sotomayor, no tiene quien le quiera. No es que haya sido precisamente una maratón su paso por la política. De hecho, tras el fracaso electoral en la capital no ha conseguido ser más que relleno en las listas de Sumar. Yolanda Díaz no le quiere desde que vio el mayor de los ridículos en el debate electoral en Telemadrid. Sotomayor no tiene quién le quiera. Le ubicarán el número 18 para rellenar las listas a las generales. Pero Yolanda Díaz no le quiere en ningún puesto dentro del Gobierno o de la formación. Ni siquiera le quieren de asesor en el grupo. Roberto Sotomayor ha tenido una corta vida política y desde Podemos no le dan ningún respaldo en las negociaciones, a diferencia del que sí le dieron a Alejandra Jacinto.

Fuentes de la formación morada dicen que aún no están todas las decisiones tomadas. El problema es que desde Sumar aseguran que no quieren a Sotomayor en sus filas. A diferencia que sí han hecho con Alejandra Jacinto, Yolanda Díaz no ha dado una segunda vida política a Sotomayor de momento. En Podemos confían en que es posible que su candidato tenga algún resquicio político por el que colarse y quedarse con un salario público, pero desde Sumar entienden que no son una agencia de colocación. Y menos para los candidatos que peor lo hicieron en la campaña electoral de mayo. Aún así, estas mismas fuentes detallan que tuvo mucho que ver cómo se desenvolvieron los candidatos antes del 28-M para tomar algunas de las decisiones. Y Sotomayor no sale precisamente bien parado en este «estudio».

El debate de Telemadrid ha pesado mucho. Alejandra Jacinto lo hizo lo suficientemente bien como para que Yolanda Díaz se haya planteado que se merece una segunda oportunidad en la política en calidad de portavoz de Vivienda en Sumar una vez se celebren las elecciones generales del próximo 23 de julio. Jacinto lo hizo bien. Tanto, que la opinión de quienes la rodean tanto en Podemos como en Sumar es muy positiva. Pero con Sotomayor las diferencias son más que notables. La otra cuestión es que la formación morada no ha dado la cara en exceso por su candidato en el Ayuntamiento de Madrid. Roberto Sotomayor no ha tenido ningún ángel de la guarda durante las negociaciones y ahora paga las consecuencias como «relleno» en una lista que no prevé reciclarle en ningún lado.

PODEMOS, CENTRADO EN IRENE MONTERO

Ahora mismo, la secretaria general de Podemos, Ione Belarra, y todo el elenco más conocido están centrados en dar visibilidad a Irene Montero. Incluso Pablo Iglesias ha bajado al barro para ver si dan un puesto de trabajo en Sumar a su pareja. Todos quieren trabajar y remar en la misma dirección porque no entienden que Irene Montero se vaya a quedar sin un sueldo público (aunque como mínimo tendrá la indemnización que le corresponde por haber sido ministra). En este contexto, tiene poca cabida que la secretaria general vaya a dar la cara por ningún otro dirigente de Podemos. Y mucho menos por un Roberto Sotomayor que se quedó sin representación en Madrid.

Ya hay voces que avisan de que Ione Belarra trabaja para dar más peso y visibilidad a Irene Montero en Podemos. Incluso con una bicefalia al frente del grupo que lleve a Yolanda Díaz a tratar con ella para cada paso que dé Sumar en el Congreso. De momento es mal enemigo. Pero lo cierto es que nadie va a desperdiciar ni medio esfuerzo por intentar colocar a alguien que no sea Irene Montero, Ángela Rodríguez Pam o alguien del Ministerio de Igualdad.