viernes, 14 junio 2024

Preparar los exámenes con antelación mediante la técnica de timeblocking de la mano de Joan López

El timeblocking es una técnica de productividad muy útil que se basa en planificar el día por adelantado a través de bloques de tiempo. Los bloques contienen actividades y tareas que se deben realizar en horas y momentos concretos del día, sin distracciones ni demoras. Las actividades deben ser específicas, realistas y alcanzables, ya que se trata de un mecanismo para avanzar paso a paso hasta lograr una semana 100 % productiva. En la web Potencia Tu Estudio enseñan a los estudiantes cómo crear un timeblocking para mejorar sus desempeños académicos.

Los pasos para crear un timeblocking

Potencia Tu Estudio explica mediante pasos detallados cómo crear tiempos de bloques efectivos. El primer paso que menciona la empresa es dedicar un momento semanal para organizar los próximos días o semanas. En caso de no encontrar un momento para hacerlo, es necesario que el estudiante se plantee qué actividades le impiden planificarse e incrementar su productividad.

Una vez se establece un tiempo semanal específico para diseñar el timeblocking, lo siguiente es empezar a definirlo en una hoja. Es fundamental tener en cuenta absolutamente todo, desde las tareas, horarios e imprevistos, hasta los momentos de ocio y descanso.

Como último paso, Potencia Tu Estudio recomienda a los estudiantes dividir la hoja en dos, un lado para felicitarse a sí mismos y otro para hacerse autofeedback. De esta manera, será mucho más sencillo avanzar, disciplinarse y corregir los fallos paso por paso.

¿Cuáles son los beneficios de crear un timeblocking para estudiar?

Muchas personas pueden pensar que con tantas apps y sistemas de gestión es más sencillo planificarse. Sin embargo, estos programas y técnicas pueden cansar y estresar a los estudiantes. Un beneficio de la técnica del timeblocking es que es sencillo de diseñar, comprender y resulta bastante efectivo para estudiar.

Otro beneficio de esta técnica es que los alumnos saben en todo momento qué están haciendo y cómo les va con el logro de sus objetivos. De esta manera, pueden detectar qué les quita tiempo, cuánto tardan en realizar cada actividad, cuáles son sus debilidades de organización y cuáles son sus fortalezas. Todo esto genera un hábito de productividad adecuado a nivel personal y académico.

Con la técnica de timeblocking y la asesoría de Potencia Tu Estudio los estudiantes pueden prepararse con antelación para sus exámenes. Esto implica plasmar en los bloques de tiempo las horas de estudio, prácticas con compañeros, cursos de apoyo escolar y listas de recursos que necesitan.

64ecc871ab5f4 Moncloa