martes, 28 mayo 2024

Cocido montañés: Una receta de Cantabria, todo un escándalo para chuparse los dedos

Preparar un auténtico Cocido Montañés no es solo cocinar, es sumergirse en la rica tradición culinaria de Cantabria. En este extenso recorrido gastronómico, te llevaré de la mano para que descubras todos los secretos de esta receta que ha conquistado paladares generación tras generación.

Desde la elección de ingredientes hasta el toque maestro en la preparación, aprenderás a crear un plato que se convertirá en el alma de tus cenas. ¡Prepárate para vivir la experiencia de un Cocido Montañés que será todo un escándalo para chuparse los dedos!

cocido montanes cantabria Moncloa

El corazón del cocido: Elección de ingredientes

  1. Alubias blancas de Cantabria:
    • La clave de un Cocido Montañés perfecto comienza con la elección de las alubias. Opta por las alubias blancas de Cantabria, conocidas por su cremosidad y capacidad para absorber los sabores del caldo y los ingredientes.
  2. Compango de calidad:
    • El compango, la mezcla de embutidos que da carácter al cocido, es esencial. Chorizo, morcilla y panceta de calidad garantizarán una explosión de sabores auténticos en cada bocado.

Puesta en marcha: Preparación de ingredientes

  1. Remojo de las alubias:
    • Antes de comenzar la preparación, deja las alubias en remojo durante la noche. Esto garantizará su cocción uniforme y la textura perfecta en el cocido.
  2. Corte preciso del compango:
    • Corta el chorizo, la morcilla y la panceta en trozos no demasiado grandes. Un corte preciso permitirá que los sabores se integren armoniosamente en el caldo.

El secreto de un caldo perfecto: Cocción lenta y paciencia

  1. Fuego lento:
    • En una olla grande, comienza la cocción a fuego lento. La paciencia es clave para permitir que los sabores de los ingredientes se mezclen y se desarrollen.
  2. Aromas que envuelven:
    • Añade hojas de laurel, pimienta en grano y un toque de azafrán para realzar los aromas y dar profundidad al caldo. Deja que los ingredientes se fusionen en una sinfonía de sabores.

El arte de la cocción: Capas de sabores inigualables

  1. Primera cocción de alubias y compango:
    • Agrega las alubias remojadas y el compango a la olla. Cocina a fuego lento hasta que las alubias estén tiernas y el compango haya liberado todos sus jugos, generando un caldo rico y sustancioso.
  2. Añadir verduras en el momento justo:
    • Incorpora las verduras, como patatas, zanahorias y repollo, cuando las alubias estén casi cocidas. Esto asegurará que las verduras conserven su textura y sabor.

El toque maestro: Emplatado y presentación

  1. Separación de ingredientes:
    • Al emplatar, separa las alubias y las verduras del compango. Esto permitirá apreciar cada ingrediente por separado y disfrutar de la complejidad de sabores.
  2. Acompañamiento con salsa de tomate:
    • Prepara una salsa de tomate casera con tomates maduros, ajo y aceite de oliva. Esta salsa añadirá un toque fresco y ácido que equilibrará la intensidad del cocido.

Acompañamientos y maridaje: Elevando la experiencia

  1. Pan de hogaza y queso añejo:
  2. Sidra asturiana:
    • Acompaña este manjar cántabro con una sidra asturiana bien fresca. La acidez de la sidra cortará la grasa del compango, limpiando el paladar para el siguiente bocado.

El placer de degustar: Un viaje a Cantabria en cada bocado

  1. Mesa abundante y conversaciones cálidas:
    • Sirve el Cocido Montañés en una mesa generosa, acompañado de buen vino y rodeado de conversaciones cálidas. Esta receta invita a disfrutar de la comida en compañía y a compartir la tradición de Cantabria.
  2. Repetir y experimentar:
    • El Cocido Montañés es una receta que invita a la repetición y la experimentación. Añade tu toque personal, prueba diferentes cortes de compango o ajusta las proporciones de verduras según tu preferencia.
presentacion principal del cocido montanes Moncloa

Cocido Montañés: Un festín de tradición cántabra que despierta los sentidos

Preparar un auténtico Cocido Montañés no es simplemente cocinar; es sumergirse en las raíces gastronómicas de Cantabria y crear un banquete que deleitará tus sentidos. En este recorrido culinario, te guiaré a través de cada paso para que logres un Cocido Montañés que sea todo un escándalo en tu mesa.

Desde la elección de los ingredientes hasta los secretos de la cocción, descubrirás cómo convertir esta receta en una experiencia culinaria que celebra la riqueza de la cocina cántabra.

Elección de ingredientes: El corazón del cocido Montañés

  1. Alubias blancas de la tierra:
    • Elige alubias blancas de calidad, preferiblemente de la región. Las alubias de Cantabria son la elección perfecta para garantizar la autenticidad y textura cremosa del Cocido Montañés.
  2. Embutidos de la zona:
    • Opta por embutidos locales, como la morcilla y el chorizo cántabro. Estos embutidos añaden sabores intensos y auténticos que definirán el carácter del cocido.
  3. Carne de cerdo de calidad:
    • Escoge cortes de cerdo frescos y de calidad, como costillas o panceta. La carne jugosa y bien sazonada es esencial para lograr un cocido sabroso.

Preparación de ingredientes: El toque inicial de sabor

  1. Remojo de las alubias:
    • Antes de cocinar, remoja las alubias durante la noche en agua con sal. Este paso asegura que las alubias absorban la humedad adecuada y se cocinen de manera uniforme.
  2. Corte preciso de embutidos y carne:
    • Corta los embutidos y la carne en trozos medianos. Un corte preciso facilita la cocción y permite que los sabores se mezclen armoniosamente.

Cocción tradicional: El arte de la olla y el fogón

  1. Olla tradicional de barro:
    • Utiliza una olla de barro para cocinar el Cocido Montañés. La olla de barro retiene el calor de manera uniforme, contribuyendo al desarrollo de sabores intensos.
  2. Fogón lento:
    • Cocina a fuego lento. El cocido cántabro requiere paciencia para que los ingredientes liberen sus aromas y se fusionen en una sinfonía de sabores.

Sofrito cántabro: La base aromática del cocido

  1. Aceite de oliva y ajo:
    • Calienta aceite de oliva en la olla y añade ajo picado. El aroma del ajo impregnará la base del cocido con un toque característico.
  2. Tomate y pimiento:
    • Incorpora tomate y pimiento verde en trozos. Cocina hasta que los ingredientes formen un sofrito espeso que dará profundidad y color al cocido.

El secreto revelado: Hierbas y especias

  1. Laurel y pimentón:
    • Agrega hojas de laurel y una pizca de pimentón. Estos ingredientes añaden capas de sabor que harán que tu Cocido Montañés sea inolvidable.
  2. Toque de tomillo:
    • Un toque de tomillo fresco aportará un aroma adicional, conectando el plato con la riqueza de los campos cántabros.

Capas de sabor: Añadiendo los ingredientes por etapas

  1. Alubias y carne en primera instancia:
    • Cocina las alubias con la carne en la olla durante la primera fase. Permitir que estos ingredientes se mezclen desde el principio asegurará una base rica y sustanciosa.
  2. Embutidos en el momento preciso:
    • Agrega los embutidos más adelante en la cocción para evitar que se deshagan completamente. Esto garantiza que mantengan su textura y sabor distintivos.

Presentación: Servir con elegancia

  1. Sugerencia de presentación:
    • Sirve el Cocido Montañés en platos hondos para que los comensales puedan disfrutar de la mezcla de alubias, carne y embutidos junto con el caldo aromático.
  2. Acompañamiento de guarniciones:
    • Acompaña el cocido con guarniciones como pan cántabro o patatas cocidas. Estos elementos complementan el plato principal y ofrecen variedad en cada bocado.

Maridaje cántabro: La elección perfecta de vinos y quesos

  1. Vino tinto cántabro:
    • Un vino tinto joven de la región será la pareja ideal para el Cocido Montañés. Su acidez y cuerpo armonizarán perfectamente con los sabores intensos del plato.
  2. Quesos de Cantabria:
    • Sirve una tabla de quesos locales cántabros como acompañamiento. Quesos semi-curados o curados aportarán un contraste delicioso.

Creatividad en la mesa: Acompañamientos diferentes para tu Cocido Montañés

  1. Ensalada fresca:
    • Una ensalada verde y fresca con un aderezo de vinagreta equilibra la riqueza del Cocido Montañés.
  2. Salsa de piquillos:
    • Una salsa de pimientos piquillos añadirá un toque picante y vibrante al plato.
  3. Pan de maíz:
  4. Guindillas en vinagre:
    • Para aquellos que buscan un toque picante, las guindillas en vinagre son la elección perfecta.
  5. Huevo escalfado:
    • Añade un huevo escalfado sobre el Cocido Montañés para una experiencia más cremosa y deliciosa.
  6. Sopa de ajo:
    • Sirve una pequeña porción de sopa de ajo como entrante para despertar los paladares antes de disfrutar del Cocido Montañés.
845973381123252838982f723053e6 Moncloa

Un banquete de tradición en tu propia cocina

Con esta receta de Cocido Montañés, no solo estarás cocinando, estarás preservando una tradición que ha resistido el paso del tiempo. Sigue estos pasos con dedicación, deja que los aromas te transporten a las montañas de Cantabria y descubre por ti mismo por qué este plato es mucho más que una comida; es un banquete de tradición y sabor. ¡Buen provecho!