domingo, 16 junio 2024

Receta de albóndigas en salsa de almendras para disfrutar en familia

Las albóndigas en salsa de almendras son un plato emblemático de la cocina mediterránea, con raíces que se remontan a siglos atrás. Esta deliciosa combinación de albóndigas tiernas y una salsa cremosa y aromática es un verdadero placer para los sentidos. Acompáñame en un viaje culinario mientras exploramos la historia, los secretos y la receta paso a paso de este clásico plato.

Historia del Plato:

Albondigas almendra portada Moncloa

Las albóndigas en salsa de almendras tienen sus raíces en la rica tradición culinaria del Mediterráneo, donde los ingredientes básicos como la carne, las especias y las almendras eran abundantes. Este plato se ha disfrutado durante siglos en países como España, Marruecos, Grecia e Italia, cada uno añadiendo su propio toque distintivo a la receta.

El uso de almendras en la cocina mediterránea se remonta a la época romana, donde eran apreciadas por su versatilidad y sabor. Las almendras eran un ingrediente común en platos tanto dulces como salados, y se utilizaban ampliamente en salsas, guisos y postres.

Con el tiempo, las albóndigas en salsa de almendras se convirtieron en un plato popular en España, especialmente en las regiones de Andalucía y Cataluña. Se cree que los moriscos, musulmanes que vivieron en España durante la Edad Media, introdujeron el uso de almendras en la cocina española, y este ingrediente pronto se incorporó a platos como las albóndigas.

Receta Paso a Paso:

Ingredientes:

  • 500g de carne picada (puede ser de cerdo, ternera o una mezcla)
  • 1 huevo
  • 1 rebanada de pan remojada en leche
  • 2 dientes de ajo picados
  • Perejil fresco picado
  • Sal y pimienta al gusto
  • Harina para enharinar
  • Aceite de oliva virgen extra

Salsa de Almendras:

  • 100g de almendras crudas
  • 1 cebolla picada
  • 2 dientes de ajo picados
  • 1 cucharada de harina
  • 500ml de caldo de pollo o verduras
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal y pimienta al gusto

Instrucciones:

albondigas en salsa de almendras Moncloa
  1. En un bol grande, mezcla la carne picada con el huevo, el ajo picado, el perejil, la rebanada de pan remojada en leche y salpimienta al gusto. Forma albóndigas del tamaño deseado.
  2. Enharina ligeramente las albóndigas y fríelas en una sartén con aceite de oliva caliente hasta que estén doradas por todos lados. Retira y reserva.
  3. Para la salsa de almendras, tuesta las almendras en una sartén sin aceite hasta que estén ligeramente doradas. Tritúralas en un procesador de alimentos hasta obtener una textura fina.
  4. En la misma sartén donde freíste las albóndigas, añade un poco más de aceite si es necesario y sofríe la cebolla y el ajo picados hasta que estén dorados.
  5. Añade la harina y remueve bien para que se mezcle con la cebolla y el ajo. Cocina por unos minutos.
  6. Incorpora las almendras trituradas y mezcla bien. Vierte el caldo de pollo o verduras poco a poco, removiendo constantemente para evitar grumos.
  7. Cocina la salsa a fuego medio hasta que espese ligeramente. Rectifica la sazón con sal y pimienta al gusto.
  8. Coloca las albóndigas en la salsa y cocina a fuego suave durante unos 15-20 minutos, hasta que estén cocidas por dentro y la salsa haya adquirido una textura cremosa.

Tiempo de Preparación:

La preparación de las albóndigas en salsa de almendras lleva aproximadamente 45 minutos, más el tiempo de cocción, lo que puede variar dependiendo del tamaño de las albóndigas y la intensidad del fuego.

Variaciones:

  • Puedes agregar un toque de vino blanco a la salsa para darle más profundidad de sabor.
  • Para una versión más ligera, puedes usar carne de pavo o pollo en lugar de carne de cerdo o ternera.
  • Si prefieres una textura más suave en la salsa, puedes pasarla por un colador antes de agregar las albóndigas.
  • Para una opción vegetariana, puedes sustituir la carne picada por una mezcla de lentejas y champiñones.
  • Puedes añadir pasas o piñones a la salsa para darle un toque de dulzura y textura.
  • Si prefieres una salsa más espesa, puedes mezclar un poco de harina con agua y añadirla a la salsa mientras hierve.
  • Para un toque de frescura, puedes añadir un chorrito de jugo de limón o ralladura de limón a la salsa antes de servir.

Maridaje:

albondigas salsa almendras 1 scaled 1 Moncloa

Las albóndigas en salsa de almendras maridan perfectamente con vinos blancos de cuerpo medio, como un Chardonnay o un Verdejo. También puedes optar por un vino tinto joven y afrutado para un contraste interesante. Como alternativa, una cerveza de estilo ale o una sidra seca complementarán muy bien los sabores de este plato.

Acompañamientos:

  • Arroz blanco o arroz integral para absorber la deliciosa salsa.
  • Patatas al horno o puré de patatas para una opción reconfortante.
  • Una ensalada verde fresca con vinagreta de limón para equilibrar los sabores.

Las albóndigas en salsa de almendras son una verdadera delicia gastronómica que combina la calidez reconfortante de las albóndigas con la cremosidad y el sabor intenso de la salsa de almendras. Con esta receta y sus variaciones, puedes crear una comida memorable que deleitará a tus invitados y a ti mismo. ¡Buen provecho!