jueves, 30 mayo 2024

Andueza reivindica al Partido Socialista como la izquierda que «sabe gobernar» frente al «desgobierno de la derecha»

El secretario general del PSE-EE y candidato a Lehendakari, Eneko Andueza, ha defendido que el Partido Socialista es «la izquierda útil, la que da estabilidad a los gobiernos, la que trabaja para mejorar las condiciones de todos sin dejar a nadie atrás» y la que «sabe gobernar de otra manera» más allá de «los sables mediáticos» y «lejos del desgobierno de la derecha». Así, ha reivindicado que lo hace «sin ningún interés particular, ni partidista. No como otros».

Andueza ha participado este sábado en San Sebastián en un encuentro con los presidentes autonómicos de Navarra, Asturias y Castilla-La Mancha, María Chivite, Adrián Barbón y Emiliano García-Page, dirigentes que han mostrado su apoyo a la candidatura del líder de los socialistas vascos.

En su intervención, ha destacado que si la ciudadanía ha confiado en estas comunidades en el Partido Socialista y «refrendado elección tras elección su labor» es por «una forma de gobernar que pone a los ciudadanos en el centro de su acción política y que se preocupa y ocupa de los problemas reales de las personas».

El candidato socialista a lehendakari ha manifestado que «tenemos mucha suerte de pertenecer a España» pero «a diferencia de esos que se autodenominan patriotas, pero que luego solo se preocupan por lo suyo y lo de sus amigos», él se enorgullece de «pertenecer a este país porque es sinónimo de pluralidad, de diversidad, de convivencia, de respeto al diferente, un país que lucha por la igualdad entre hombres y mujeres, un país que busca poder ofrecer un mejor futuro a sus hijos e hijas, y que quiere que sus mayores disfruten de los años que les quedan con dignidad y buena calidad de vida».

«Un país que se preocupa por la Sanidad, la Educación, la Vivienda, la Seguridad, por el bienestar de sus ciudadanos. Ese es el país que quiero también para Euskadi, por eso quiero ganar las próximas elecciones, porque los vascos no se merecen menos», ha remarcado Andueza, al tiempo que ha incidido en que «hay otro tipo de liderazgos que pueden hacer posible que Euskadi vuelva a esos puestos de liderazgo de los que nunca debió descabalgarse».

Tras destacar que el programa electoral del PSE está «lleno de propuestas reales, efectivas, que responden a los problemas que nos preocupan a todos los vascos», ha asegurado que los socialistas cuentan con «ideas sólidas para el empleo, para nuestra juventud, para nuestros mayores, para la igualdad, para la emergencia climática».

También ha hecho referencia a la visita del presidente del PP, Alberto Núñez Feijóo, a Euskadi y ha criticado su discurso de «contaminación». A su juicio, en la formación popular son «torpes» y «están perdiendo el tiempo primero» porque, según ha dicho, «no vamos a entrar al trapo» y porque «no han aprendido nada de las elecciones de julio en la que practicando ese mismo discurso aquí en Euskadi ganamos los socialistas».

ESCUCHA FRENTE AL «SECTARISMO»

Por su parte, Emiliano García Page ha destacado el perfil de Eneko Andueza, «un perfil de persona útil para la política, de quien ha venido a la política con ánimo de construir, con una perspectiva incluyente y con capacidad de escucha frente a quienes presentan un perfil excluyente y sectario».

Además, ha resaltado «que al igual que Euskadi es una referencia muy admirada en España, en el marco de la izquierda la referencia del PSE-EE es muy importante, es un símbolo, la fuente de la que bebemos todas las gentes de izquierda». En esa línea, ha recalcado que para los socialistas «estar en política no tiene nada que ver con los motivos que le llevan al Partido Popular o a las distintas derechas, e incluso diría a otra parte de la izquierda».

Así, el presidente de Castilla-La Mancha ha puesto en valor el modelo socialista que apuesta por «la cohesión social y la igualdad» y que «afronta las situaciones de crisis con la misma prioridad, las personas, que en momentos de tranquilidad. Si van bien las cosas repartimos, si van mal sabemos que no debemos recortar».

«En situaciones de crisis somos el colchón contra las dificultades y sabemos ser un acelerador social en las oportunidades. Y este es un común denominador de los socialistas en todas las comunidades autónomas, sea cual sea el clima político, la situación económica», ha añadido, al tiempo que ha criticado que «mucha gente» está en la derecha «simplemente a modo de caja registradora».

Finalmente, Page ha defendido que el PSOE representa un modelo de «socialdemocracia no fanática» y ha resaltado el «aguante» del partido frente al «momento de sorpasso» porque «el que aguanta, gana». Además, ha resaltado que «hay una deriva populista en España que no tiene en otros países que es, además, la independentista, la territorial» y ha asegurado que «el populismo consiste no en dar resolución a los problemas de verdad, sino en inventar problemas nuevos a los que sólo ellos, obviamente, le pueden buscar solución».

«FRENTE NORTE»

La presidenta de Navarra, María Chivite, por su lado, que ha bromeado sobre la posibilidad de un «frente norte» de gobiernos socialistas, ha destacado que Eneko Andueza ha centrado su acción política en «las verdaderas necesidades de la ciudadanía».

«Hay que poner el foco en las cosas importantes de verdad, en las condiciones de vida de las personas. Dejémonos de construcciones nacionales, para centrarnos en el empleo, la vivienda, las infraestructuras, la transición de nuestra industria», ha explicado, para destacar después que las comunidades autónomas de Euskadi y de Navarra comparten proyectos estratégicos como el tren de alta velocidad.

Además, al referirse a los últimos episodios violentos que han protagonizado algunas personas en las protestas agrarias ha pedido «que la derecha no nos arrastre ni a sus maneras de hacer política ni a sus reivindicaciones políticas». «Tengamos bien centradas nuestras prioridades, no copiemos sus formas. Hay veces que el estómago te lo pide, pero no copiemos, porque creo que nuestras maneras de hacer política también nos diferencian», ha reclamado.

Asimismo, Chivite ha defendido que «la cogobernanza fue un modelo de éxito» en la respuesta a la pandemia y ha subrayado que Navarra es la comunidad que tiene «la de mejor calidad de vida» y que es la menos endeudada. Así, ha defendido la «prosperidad compartida» y una justicia fiscal que «acompañe a las personas y las empresas que lo necesiten».

Finalmente, frente al «peligroso» discurso de la derecha y la ultraderecha en materia de inmigración, ha reivindicado que los socialistas tienen que «dar la batalla por la convivencia que quiere decir integración de esas personas que vienen a contribuir a nuestras comunidades».

«PLURALIDAD»

Por su parte, el presidente de Asturias, Adrián Barbón, ha definido a Andueza como «una persona que une y es consciente de la pluralidad de Euskadi» y ha destacado que «en vez de dedicarse a aquellos que quieren cavar trincheras, él tiene bien claro que el socialismo de Euskadi es el único que puede unir en torno a un gran proyecto».

Además, ha destacado la diferente respuesta dada en coyunturas difíciles, como la surgida tras la crisis de la Covid-19. «Al Partido Socialista se nos distingue a la hora de hacer política por el humanismo y por entender que lo colectivo trasciende de lo individual. Tenemos claro que un Estado del Bienestar es patrimonio de los que no tienen otro patrimonio», ha recalcado.

«Fuimos los presidentes autonómicos socialistas, junto al presidente Pedro Sánchez, los que defendimos que Europa no podía gestionar la crisis sanitaria con austeridad. No da igual quien gobierne, y no es lo mismo que gobiernen los que apuestan por los servicios públicos o aquellos que prefieren que la salud sea pagada por el bolsillo de cada uno», ha reafirmado.