martes, 18 junio 2024

Baleares acorrala a Armengol por las mascarillas de la trama Koldo

A la presidenta del Congreso de los Diputados, la socialista Francine Armengol, se le complica su futuro político por la compra de mascarillas a la trama del Caso Koldo mientras era presidenta de la Comunidad Autónoma de Baleares. La Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional estimó este viernes un recurso del abogado que representa al gobierno popular de Islas Baleares para que se tenga por personado como acusación particular al Servicio de Salud de esta comunidad autónoma en la causa, en la que se investigan delitos relacionados con el presunto cobro de comisiones por la venta de mascarillas durante la pandemia, mientras Francine Armengol era presidenta de aquella comunidad autónoma.

La Sección Segunda revoca la decisión del Juzgado Central de Instrucción Dos, que instruye este procedimiento, en la que había denegado previamente la personación al Servicio de Salud de Illes Balears, dado que el expediente de contrato de las mascarillas se había financiado con cargo a fondos de la Unión Europea (Feder) y por tanto, la perjudicada era la Unión Europea.

Sin embargo, ahora el juez explica que, tal y como pone de manifiesto la documentación aportada por el gobierno balear, se ha retirado la cofinanciación del fondo Feder del expediente, por lo que el gasto finalmente lo ha efectuado esta comunidad autónoma, que ha pagado el importe de las dos facturas a la entidad Soluciones de Gestión y Apoyo a Empresas por el suministro del material por un total de 3.758.215,21 euros.

Baleares explicó al juez que «una vez se tiene conocimiento de la existencia de indicios de fraude, la Dirección General de Fondos Europeos activó el protocolo de lucha contra el fraude y procedió a retirar preventivamente el gasto certificado a la UE. En concreto, se procedió a retirar la cantidad de 3.908.543,85€ con el siguiente desglose:-3.701.500€ por el suministro de mascarillas, -56.715,24€ por los gastos de transporte generados, 150.328,61 en concepto de asistencia técnica del PO por aplicación del 4% de los gastos declarados». Es decir, que Armengol pagó 3.908.543,85 euros por unas mascarillas FPP 2 que en realidad no lo eran y que no pudo distribuir a sus sanitarios en plena pandemia.

ARMENGOL PAGÓ 3.908.543,85€ POR UNAS MASCARILLAS FPP2 QUE EN REALIDAD NO LO ERAN

El abogado balear argumentó también que «el departamento de Fondos Europeos, el 28 de febrero de 2024, el subdirector general de gestión del Fondo Europeo de Desarrollo Regional materializó la retirada del gasto certificado a la Unión Europea» y continuando con el mismo argumento dejaba evidente que «de donde se desprende que se ha perdido la financiación de los Fondos Europeos que ha sido el Servicio de Salud de las Illes Balears el que ha abonado las dos facturas presentadas por Soluciones de Gestión y Apoyo a Empresas SL».

«Este Tribunal entiende que el Servicio de Salud de la Comunidad de las Islas Baleares ostenta la cualidad de perjudicado por el daño patrimonial que pudiera haberse irrogado por los delitos que se investigan, sin perjuicio de los que resulte finalmente de la investigación», concluye el auto judicial.

La personación como perjudicado del actual gobierno balear de Marga Prohens tiene mucha importancia, porque significa que la Audiencia Nacional considera a esa comunidad autónoma perjudicada por la trama Koldo en contra del intento durante las últimas semanas de hacer correr la información de que la actual Consejería de Salud balear no había reclamado la devolución de ese dinero a tiempo y había dejado caducar la posibilidad de hacerlo.

La presidenta del Congreso y ex presidenta balear, Francina Armengol, admitió hace unos días que conocía a Koldo García Izaguirre como asesor del entonces ministro de Transportes, José Luis Ábalos, y aunque no recuerda todas sus comunicaciones de hace cuatro años, sí que negó «con total seguridad y rotundidad» que hablara con él de la contratación de ninguna empresa.